28 de mayo de 2020

Sun Mulas Todas 2


La guerra es un asunto de importancia vital para el Estado, porque el campo de batalla es el lugar de la vida o de la muerte, el camino que lleva a la supervivencia o a la destrucción

¿Por qué tiene que haber campos de batalla?
¿Supervivencia ?¿Destrucción? ¿De qué maravillosa convivencia escribe este señor?
No es de extrañar, gracias al creador, que por aquel entonces surgiese la figura de Confucio. ¡Menos mal! Aunque, evidentemente, no le prestasen mucha atención real a sus dignas e importantes palabras.
Las palabras de Sun Tzu son un mojón en relación con las de Confucio. Eso está claro. ¿Los Estados actuales seguirán cometiendo los mismos errores que en aquellos momentos históricos Chinos? ¿Quién sabe?

Poco después de estas palabras Sun Tzu habla de los factores fundamentales de la guerra y menciona uno, que entiende como el primero, que llama “la influencia moral”:

Por influencia moral entiendo aquello que hace que los súbditos estén en armonía con sus dirigentes, de modo que los seguirán en la vida y la muerte, sin temor a que se pongan en peligro de muerte.

La armonía de la que habla Sun Tzu es totalmente feudal. ¿Seguirá ocurriendo lo mismo hoy en día? ¿Somos súbditos del dinero? ¿Somo súbditos del dueño de algún cortijo? ¿Dónde están los señores a que servir? … Para mí, desgraciadamente , la idea de súbdito me da mucha urticaria aunque seguramente, sin saberlo, sea súbdito de alguien o de algo que no he percibido en mi segura necedad.

Esta moral bélica, o del honor, es un gran mojón aunque, a fecha de hoy, los cuerpos de seguridad utilicen este sentimiento como pegamento para su esfuerzo personal, para su causa a defender, para su capacidad de sacrificio...para.
Que escriba sobre el concepto: honor , puede ofender a algunas personas. Ese no es mi propósito. Disculpen.

No hay comentarios:

Publicar un comentario