22 de julio de 2019

Pistis Sophia 44. 1/4


Capítulo 31

Sophia toma el poder rostro de león de Obstinado por la luz verdadera.

Entonces ella miró hacia abajo y vio su luz de él en las partes inferiores; y no supo que la luz era de Obstinado, el triple-Poderoso, sino que pensó que provenía de la luz que había visto desde el principio en la altura, la cual venía del velo del Tesoro de la Luz. Y pensó para sí: “Iré a esa región sin mi par y tomaré la luz y luego modelaré aeones de luz, para poder ir a la luz de las luces, que está en lo Alto de las alturas”.

Ella descendió a los doce aeones y, por tanto, al caos.

Pensando así salió de su propia región, la del treceavo aeón, y bajó a la de los doce aeones. Los regidores de los aeones la persiguieron y se enfurecieron contra ella por haber ella pensado en la grandeza. Y ella abandonó también la región de los doce aeones y entró en las regiones del caos y se acercó a ese poder luz con rostro de león, que la devoraría.

Las emanaciones de Obstinado

Todas las emanaciones materiales de Obstinado la rodearon, y el gran Poder de Luz con rostro de león devoró todos sus poderes de luz de Sophia, le quitó su luz y la devoró y su materia fue arrojada al Caos, se convirtió en regidor con rostro de León en el Caos del cual una mitad es fuego y la otra obscuridad, esto es Yaldabaoth, de quien os he hablado muchas veces. Cuando esto aconteció, Sophia se sintió exhausta y el poder de luz con rostro de león se puso a trabajar para arrebatarle a Sophia todos sus poderes de luz, y todos los poderes materiales de Obstinado rodearon a Sophia al mismo tiempo y la oprimieron en su dolor.

No hay comentarios:

Publicar un comentario