23 de marzo de 2019

Al respecto de las Combustiones Históricas 3.6



El depósito de combustión , o cámara de combustión, abarca casi todo el interior del mueble de la caldera, a excepción del espacio de la bandeja de ceniza por donde se produce la evacuación de cenizas, y a excepción de las puertas superior e inferior que permiten , evidentemente, el acceso al depósito de marras para realizar las diferentes tareas en él. El antedicho está rodeado por el serpentín en todas sus superficies de contacto con el carbón ardiente, con sus llamas, y con los gases calientes de combustión que van hacia la salida de gases del dispositivo. Hay que decir, inevitablemente, que dentro de este depósito es donde se va a ir acumulando la ceniza, y sus mulas “toas”.


En el caso del coke, casi toda la ceniza se va acumulando en las ranuras de ceniza y, con un sencillo rascado , cae hacia su bandeja y , es entonces, cuando la caldera retoma su ritmo perdido.
Pero, desgraciadamente, en el caso de la antracita, cuya ceniza es más heterogénea al abarcar una considerable variedad de tamaños, esta se va acumulando en las paredes del depósito de combustión y, además, en las ranuras de ceniza. La acumulación en las ranuras se resuelve rascando, pero la acumulación en las paredes implica que el depósito va perdiendo capacidad de contención de carbón o, lo que es lo mismo, va disminuyendo su tamaño aparente hasta ser ridículamente pequeño y necesitar un apagado. No dispongo de ningún útil que permita el rascado de las paredes verticales con todos sus resquicios y plieguecillos de las narices , consecuencias del necesario serpentín. Es lo que hay.
La acumulación de cenizas en las paredes puede dejarse hasta un límite siempre y cuando no se necesite toda la potencia posible del sistema de calefacción. Si no hace mucho frío puede permitirse esta acumulación en las paredes durante varias semanas, pues el rascado de las ranuras de ceniza permitirá , durante ese tiempo, un volumen mínimo que podremos ir llenando con poco carbón. Durante ese tiempo bajará el consumo de carbón y, por supuesto, las posibilidades de caldeo de la casa. Todo dependerá de las necesidades de calor del hogar. Durante el entretiempo manchego es una solución muy razonable, siquiera para mí.



1 comentario:

  1. Para combustión histórica cuando te agachaste a amarrarte un zapato al lao de la caldera tras comerte 1 kg de fabada.

    ResponderEliminar