30 de octubre de 2016

Dentro del Sistema 9. Las Buenas Personas.

Tras tantas reflexiones, o proposiciones, es muy posible que esté equivocado en algunas de ellas, en ninguna, o en todas. Será cuestión de otras perspectivas, o análisis sinceros, de nuestra realidad socio-económica, local, regional, nacional o estatal, e, incluso, global. Reconozco que estoy un poco quemado ante la visión que he visto , sentido, y observado, del mundo durante mi tiempo de vida, que no sé por cuánto más continuará.

Es posible, evidentemente, que un ser como yo sea incapaz de ver las partes de un sistema social complejo. Pero, pese a ello, intento reflexionar con todos mis recursos disponibles, y con muchas ganas de teclear en el absurdo homínido. Quizás mi caso sea el de un antiguo voluntario que ha visto, y sentido, que los problemas que esperaba que se resolviesen...se han incrementado en el tiempo. Decepcionante. Estoy decepcionado con el sistema en que vivo e intento, con frecuencia, escribir sobre sus defectos para que se corrijan en el espacio tiempo de los bichos. Si el sistema considera sobre sí mismo que es muy bueno, solo alimentará su absurdo. Aquí estoy yo, un bicho que se auto-degrada en su seudónimo con el propósito de poder gritar desde abajo, para describir las grietas e injusticias del Sistema. Soy uno entre muchos. Carenado.

Para ir terminando las respuestas a la pregunta asterisco (*) , y corolarios a dicha pregunta, la respuesta pasa por democracias representativas auténticas, y no de pacotilla, por egos disminuidos antes que aumentados en el poder, por la Ética Natural aplicada sin endogamias ni subsidios perpetuos para los representantes, por humildad generalizada, por autorealización no tóxica para los otros, por generosidad verdadera antes que fingida o interesada, y por todos los buenos valores que tenemos y que circulan, pese a que muchas veces me obsesione con los defectos de nuestro sistema y sus miembros. Lo siento. Siento esparcir la inmundicia de nuestro sistema socioeconómico de pacotilla, o en paños menores. Lo considero necesario e importante.

Bien es verdad que si no fuese por la buena gente que hay por muchos lugares de nuestro planeta Tierra, la vida sería más imbebible aún. Desde aquí doy gracias por vuestra existencia, por vuestras gestiones mínimamente egoístas, por vuestras oraciones. Seguid apostando por vuestra generosidad. La vida es algo más soportable gracias a vosotros y vosotras. Un abrazo agradecido.

2 comentarios:

  1. "Quizás mi caso sea el de un antiguo voluntario que ha visto, y sentido, que los problemas que esperaba que se resolviesen...se han incrementado en el tiempo."

    Se refiere a cuando fue de voluntario a la guerra de Cuba.

    ResponderEliminar
  2. Carenado consigue atrasar una hora su reloj de sol.

    ResponderEliminar