23 de mayo de 2016

La Obsolescencia Programada Y El Reciclaje. ¿Absurdos?


Hace unos días hablando con un vecino al que aprecio me dijo algo interesante que va a alimentar esta entrada vomitiva de hoy. Antes de expresar lo que dijo el vecino con toda la razón del mundo, quiero teclear que me resulta difícil escribir cosas bonitas ante tanta frustración propia y ajena, ante tanta dependencia del dinero aunque ofenda, ante tanta hipocresía y egoísmo generalizados.  Como tecleador que hace casi lo que le da la gana, casi, no puedo permitirme dar pomada, o hacer la pelota, a todos los que paséis por aquí alguna vez. Ya he hecho la pelota en multitud de ocasiones y no ha sido a Jacarandá, a Ele, a Elle, o a Eme...sino a ex-jefes que tuve en el pasado a los que pretendía tener contentos. No a todos mis ex-jefes, pero sí a muchos de ellos. 

Expresada esta  autojustificación tan recurrente en este entorno, voy al grano. Mi apreciado vecino me dijo con la batería descargada de su moto en la mano:
- Estas baterías de plomo las hacen para que duren dos años y , encima, hay que reciclarlas o llevarlas a un punto limpio.
- Un compañero de trabajo dice que ahora duran menos que antes pues han reducido masa en cierto punto de cada célula - siguió expresándose.
- No tiene sentido. Es absurdo.- termino sus tajantes argumentos, nos despedimos, y se fue con su batería de vida agotada.

El asunto de la obsolescencia programada ha dado mucho que hablar y escribir. Creo, incluso, que ya hablé de ella en alguna ocasión en este entorno gris que antes era amarillo. Tras esta conversación con mi apreciado vecino voy a escribir mi opinión actualizada al respecto.
Es tremendamente coherente expresar que nuestro sistema socio-económico es demencial, paranoico, estúpido... o hipócrita. ¿Por qué se insiste tanto en el reciclaje, sí muchos productos tienen la vida limitada artificialmente?
Para evitar ambigüedades decir que me gusta la idea del reciclaje, pero la idea de un reciclaje inteligente antes que estúpido. Y un reciclaje estúpido es reciclar por reciclar , pudiendo reciclar menos.
El sistema fomenta el consumo al máximo, incluso más allá de la obsolescencia normal de los consumibles. El sistema compensa ese despropósito puramente económico con la idea romántica del reciclaje. Hay que plantearse sí la idea del reciclaje en muchos casos, que no en todos, no es más que una política hipócrita.
Parece evidente que solo importa el dinero, no importan las personas, mientras puedan consumir. No importa el medio ambiente mientras pueda seguir dando materias primas para generar productos consumibles con transformación, manipulación, o sin ellas. Esta contradicción evidente entre obsolescencia y reciclaje demuestra como funciona nuestro mundo y las prioridades que hay en él. Y, desgraciadamente, seguimos sin poder hacer mucho para cambiar tanta estupidez...

Pero nada nada, no. Hay muchas personas que están mejorando el mundo exterior haciendo el bien a los demás, y hay otras muchas personas que están mejorando su mundo interior desde la oración, o desde la meditación. Gracias por vuestra ayuda.

4 comentarios:

  1. El aquanardo tiene obsolescencia programada: dura justo el tiempo de ponerlo en marcha.

    Ah, y el usuario también suele quedar obsoleto tras el arranque.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Cada vez mas moteros se están quedando obsoletos para tener hijos después de probar la motonardo.

      Eliminar
  2. "Ya he hecho la pelota en multitud de ocasiones y no ha sido a Jacarandá, a Ele, a Elle, o a Eme"

    Ah, me alegra saberlo. Sospechaba que cuando me decías que la peluca rubia con tirabuzones me daba un aire distinguido y varonil, me estabas haciendo la rosca para que te invitara a desayunar.

    ResponderEliminar
  3. Lo que no tiene tiempo de quedarse obsoleto es el saco pan del bar donde vas a desayunar.

    ResponderEliminar