7 de noviembre de 2014

Qué es la democracia



Desde la bitácora de Julio escucho a este señor, de nombre Gustavo, y me resulta gracioso escuchar que esto que llamamos democracia, después de múltiples transformaciones desde el confiado voto del "pueblo soberano" , se convierte en el gobierno de los partidos que, realmente, son los que mueven el cotarro de nuestra existencia en un sistema socieconómico lamentable, por sus contradicciones e injusticias sucintas. 
Son los intereses de los partidos los que toman las decisiones que afectan al pueblo. Es evidente que puede entenderse, según mi punto de vista, como un nuevo tipo de feudalismo donde los siervos, o esclavos -que también sirve-, deciden quien va a ser su señor feudal (en esto estoy influenciado por Francisco Galván).Tras escuchar a Gustavo es evidente, palpable diría yo, que esto que tenemos no es una democracia auténtica y, quizás, ni patética ; si no algo muy inferior a todo eso.

Como no puedo apearme del sistema y amo las ideas de la democracia y la libertad en un entorno de paz social... Llamo a todas las buenas personas que he conocido en mi vida para que provoquen un mundo más amable para los votantes y desgraciados, en primera instancia, y para los pobres del mundo, a continuación. Estéis donde estéis, en estos momentos de vuestra vida, poned el ventilador hasta que todos los sinvergüenzas, ladrones, y personas de poca monta que se creen grandes o superiores a otros,  tengan una cura de humildad , se olviden de su enfermo ego, y tomen conciencia de que ellos tienen que ser con los demás , y no los demás ser para ellos (entiéndase: cosas). No tiene sentido que este mundo esté gobernado por enfermos mentales. 

¡Tiene que haber gente cuerda y equilibrada por algún lugar!
¡Actuad de forma pacífica!
¡Seguid actuando, sí ya habéis comenzado!
¡Siii!

4 comentarios:

  1. "¡Tiene que haber gente cuerda y equilibrada por algún lugar!"

    Carenado dando vueltas por el ala psiquiátrica del Turuting Center

    ResponderEliminar
  2. "Como no puedo apearme del sistema..."

    No, tu eres mas de peerte en el ascesor.

    ResponderEliminar
  3. "escucho a este señor, de nombre Gustavo, y me resulta gracioso"

    A mi también me pasa lo mismo con la rana Gustavo.

    ResponderEliminar
  4. "¡Seguid actuando, sí ya habéis comenzado!"

    Carenado entrando tarde en el teatro

    ResponderEliminar