19 de junio de 2014

Queridas Bacterias

De cuando en cuando me doy una vuelta por los blog amigos de este entorno, sin conocer su reciprocidad ni importarme mucho, y casi siempre me indigno ante las injusticias de un mundo donde la codicia es ley, la explotación del hombre por el hombre es la costumbre, y la esclavitud avanza sin piedad como dogma del trabajador "digno". Absurdos manipulados de seres antropomorfos.

El partido SAIN ha subido hace poco una nueva entrada:


Y he leído hace poco ésta noticia de El Mundo del 31 de Marzo de 2013 , pg. 54:

"Estoy dispuesto a ir a la cárcel en defensa de la prensa libre"

Según Vaxenavis (Director del periódico griego HOTDOC), el problema no es solo de Grecia: "Muchas libertades están siendo puestas en peligro con la excusa de la crisis. Las voces que disienten son calificadas como peligrosas y no patrióticas. Hay un riesgo de que comience una caza de brujas en Europa y peligran quienes piden una Europa de cultura, educación o de productividad , y no de muyahidines del dinero".
...
"Hoy vivimos en una guerra. En un lado están los bancos, unos talibanes económicos que quieren prevalecer en nuestro mundo. En el otro está la sociedad, víctima de esos talibanes."
...
"El miedo es utilizado como un control remoto para manejar a la gente..."

Está muy claro que , de momento, está ganando la oligarquía económica y corporativa (corporaciones de múltiples tipos y valías), aunque después de las elecciones europeas ha surgido un cierto miedo a la ruptura del bipartidismo de control (claro ejemplo de manipulación de intereses minoritarios con aderezo de aparente democracia soberana , o democracia virtual). Reconozco que me da miedo el resurgimiento de cierto "nacismo", pero NO me da miedo el resurgimiento de cierto "chavismo" populista...
Me gusta la idea de una izquierda plural que pueda tomar decisiones de poder respetando los derechos humanos, y defendiendo los intereses de los más débiles aunque sea apellidada con des-acreditaciones razonables. Sé que son cosas de utopías, pero es necesario replantearse argumentos de siempre. No se trata de redescubrir la penicilina, se trata de centrar bien los objetivos de una sociedad democrática. Y la democracia debe ser ante la globalización, o ante las oligarquías, como la penicilina ante muchas bacterias. 
¿Bacterias tóxicas en el poder?

Saludos.

Posdata: reconozco que las bacterias no son precisamente minorías en la naturaleza, pero ésta reflexión metafórica no busca una coherencia perfecta (imposible categórico de Constantino Carenado y Caneado)...
En esta metáfora las bacterias tóxicas son las minorías antropomórficas cuyo único objetivo es el capital (también llamado dinero -un invento-). Y, cuidado, hay bacterias con las que nos llevamos muy bien... Todas las bacterias no son tóxicas. Debe haber "minorías" cuyos principales objetivos sean las personas y los seres vivos... Cuestión prioridades.

2 comentarios:

  1. "NO me da miedo el resurgimiento de cierto "chavismo" populista..."

    El espíritu de Chávez en forma de pajarito cantarín-bolivariano, no se le aparecerá a Carenado por miedo a acabar dentro de un bollo.

    ResponderEliminar
  2. "El partido SAIN ha subido hace poco una nueva entrada"

    Entonces seguro que el barómetro del CIS dice que el partido SAIn sube.

    ResponderEliminar