28 de febrero de 2014

Attac SIETE

Parece que el nuevo año me ha dejado sin ideas, pobrecito de mí (que me gusta auto-compadecerme y hacerme la víctima). Dada esta ausencia de ideas Carenadas (*), que parecen estar cubiertas por las nubes del vacío, recalo de nuevo en el puerto de un libro negro cuyo título es:

¿Están en peligro las pensiones públicas?


En su página 50 dicta lo siguiente:

Según los datos elaborados por la oficina europea de estadística (EUROSTAT) España destina el 19,7% del PIB (2003) a gasto en protección social mientras que el promedio de la UE-15 es del 28,3%...

¿Deben reducirse, como piden los empresarios, las cotizaciones sociales?

La demanda de la patronal española responde a un nuevo intento de apropiación de aún mayor parte del excedente económico generado en el proceso de producción.

Como recordábamos más arriba, la participación de los salarios en la renta ha descendido en España más de diez puntos porcentuales en los últimos 30 años, lo que significa que los incrementos de productividad de los últimos años han ido fundamentalmente a los beneficios empresariales, mientras que apenas han repercutido en las rentas salariales.

¿Por qué lo piden entonces?

Su interés no es otro que el afán de lucro y la búsqueda incesante de más y más beneficios, sin tomar en consideración las consecuencias económicas y sociales que ello entraña.

...se podría lograr un gran incremento de ingresos públicos si se fortalecieran las estrategias de lucha contra el fraude y se llevaran a cabo reformas fiscales que hicieran más justo el sistema.

Bueno, bueno, bueno. Otra vez estamos con la archiconocida y generalizada: codicia, que antes que enemiga es amiga; una extraña amiga.

¡Oh codicia!
Claro veo, que gobiernas las mentes de los esclavos.
¿Por qué reinas y dictas?
¿Cuándo comenzaste a ser la diosa de los hombres?
¿Cuándo conseguirte aliarte al dios Miedo?
¿Cuándo te apropiaste de las mentes cristianas?

¡Oh codicia!
Sigo viendo , amada, que gobiernas todas las mentes esclavas.

¡Oh codicia!
No me abandones en la explotación de los hombres.

¡Oh codicia!
¡Cuánto me recuerdas a una estupidez invisible!

¡Oh codicia!
¡Sé mi querida amante perturbada!



(*) dado mi seudónimo de Constantino Carenado, Carenado es un mote surgido desde Eme, Elle y otros amigos.

25 de febrero de 2014

Attac SEIS

Es curioso como ha llamado mi atención el libreto negro de título:

¿Están en peligro las pensiones públicas?

Ver:  www.attac.es

Es evidente que hay muchas entradas posibles de sabores y caracteres grises, como la de los inmigrantes que se juegan el pellejo en el mar para llegar a España y Europa, lugares de ensueño para muchos africanos pobres...
A sabiendas de tantas injusticias tratables en el absurdo antropocéntrico, hoy necesito expresar otras cosas. En definitiva, necesito reflexionar en torno a otro pequeño contenido del libreto negro que he mencionado arriba. Es muy posible que este tipo de contenidos, para las entradas de esta bitácora, sea un bodrio para muchas personas, pero creo que estos contenidos deben ser tratados todo lo posible para disminuir los miedos generalizados a la quiebra del sistema, cuando el sistema es lo que nosotros queramos que sea... Pero, claro, esto de;
“lo que nosotros queramos que sea” …
Es , para muchos, una estupidez ,o algo insensato, y así nos va entre homínidos estúpidos. Cuando leo sobre mis congéneres y sus actos, solo me viene a la mente la palabra: estúpido, en lugar de la palabra: genio. Y esto me duele bastante, me duele mucho.

  • Auuu!!! Pau, pau,pau. (tres veces)

Dice el libreto en sus páginas 46 y 47:

¿Es bueno alargar la vida laboral? ¿afecta esa medida por igual a todos los ciudadanos?

Alargar la vida laboral puede ser un gran beneficio para un catedrático universitario que disfruta con su trabajo pero es una gran injusticia exigirle cinco o dos años mas de trabajo a una persona de limpieza de la Universidad que ha realizado un trabajo manual y repetitivo durante toda su vida laboral.
...proponer que aumente obligatoria-mente la edad de jubilación para todas las personas por igual,..., es extraordinariamente injusto.

¿Qué medidas respecto a la edad de jubilación deberíamos llevar a cabo?

..., es mucho más justo y eficiente permitir la prolongación de la vida laboral con carácter voluntario para aquellas personas que lo deseen.


Estas palabras de hoy me llevan a entender que nuestras leyes son, en ocasiones, absurdas. No puedo imaginarme, por ejemplo, a un albañil, con empleo, que esté en un andamio ocho horas y tenga sesenta y seis años. Tampoco soy capaz de imaginar a ese mismo señor, ciudadano en todos los sentidos, haciendo una zanja con un pico y una pala, o subido a una reto-excavadora. Creo, sinceramente, que las leyes ,en ocasiones, son un insulto a la inteligencia común o, lo que es peor, al sentido común.

Evidentemente espero comenzar a cotizar pronto , a mi pesar mediante auto-empleo, para contribuir al sistema de la Seguridad Social y esperar, mientras cruzo dedos de manos y pies, que:
  • la gestión de la Tesorería de la Seguridad Social sea honrada y sin ladrones.
  • las layes sean más justas y coherentes en un futuro próximo cuando, tras esta guerra comercial global, a parte de la especulación financiera sobre los estados, llegue la re-localización de empresas.

Pese a todo me temo que la automatización progresiva, o la IA aplicada a la industria, generará nuevas crisis en el futuro. Es evidente que el Sistema está construido por humanos del pasado y del presente y, evidentemente, todo Sistema puede mejorarse hacia el bien de todos,o hacia el desarrollo de todos. Creo firmemente que un Sistema Socio-económico ético será posible cuando la buena voluntad, repeledora de alimañas humanoides que solo quieren para sí mismas, rija el destino de los humanos. El dogma de los sinvergüenzas (alimañas humanoides antedichas), a todas luces algo generalizado y estúpido, no debe seguir reinando en las mentes. Es cuestión de ética natural y justicia social. Creo que es posible porqué he conocido a muy buenas personas en el camino de mi vida.

  • ¡La buena gente es la que hace El Sistema Social más humano! ¡Gracias!

Pero...

       ¡Debe haber más buena gente aún!
       ¡Siii!

Para terminar esta entrada, entiendo que los indignados NO están necesitados de un psicólogo, y considero que los sinvergüenzas y ladrones SI están necesitados de un psicólogo. Los psicólogos y psicólogas, incluso los sociólogos y sociólogas, deberían estar más allá de sus intereses económicos, o variaciones relacionadas con sus necesidades, y diagnosticar rápidamente a los enfermos de codicia. La codicia, a todas luces, SI es una gran enfermedad de nuestro tiempo antropomorfo. Quizás los psicólogos, las psicólogas, los sociólogos, y las sociólogas, puedan ayudar en la construcción de un mundo más justo.

El que paga no manda en los diagnósticos! ¡ Sed coherentes! ¡Sed científicos de verdad!

Saludos.


19 de febrero de 2014

Caja de datos Ele

Los otros días, en varias ocasiones redundantes, mi amigo Ele tuvo problemas con varios discos duros externos, esos que van dentro de una caja y sirven para grabar mucha información particular (sobre todo películas de intercambio).
Ele, desde siempre, ha sido un coleccionista empedernido y, por empatía, me ha pasado algunas de sus colecciones en el tiempo, sobre todo cuando ha cambiado el formato de sus registros. Es decir, me ha ido pasando en el tiempo: cintas VHS, CD'S, y DVD'S. Ahora mismo, ha apostado mucho por múltiples discos duros donde graba, como él dice repetidamente, el mundo. Esta apuesta tecnológica genera, tras un tiempo, una inevitable perdida de datos por varias razones entre las que está la vida útil del disco y, evidentemente, el lanzamiento accidental de cajas con discos duros externos (deporte en auge).
La coyuntura buscada por mi querido amigo, y amigo de mis amigos, genera esta idea gratuita de hoy, que ,simplificando, consiste en una caja con dos discos duros (hdd), y una controladora específica (placa) o software en su caso. Se me ocurren varias opciones implementables:

Opción a) La caja "DobleH" , por llamarla de una manera sencilla, contendría los dos discos duros. La misma caja iría haciendo copias redundantes en uno de los discos (el de menos uso). De esta forma el disco menos usado, que teóricamente duraría más tiempo, sería la copia donde, cuando el otro disco fallase por el uso, estarían nuestros archivos duplicados dispuestos a ser rescatados.
Es muy cierto que hay múltiples sistemas redundantes que duplican discos, partes de estos, o partes importantes de los susodichos, pero suelen ser sistemas específicos de servidores (entiéndase armarios llenos de placas con múltiples microprocesadores, controladoras, routers,etc,...,y muchos discos duros que dan servicios informáticos a empresas).

Opción b) La "caja" "DobleHRF", por llamarla de una manera sencilla, contendría dos "cajas", cada una de ellas con un disco duro. Una de las cajas estaría en un lugar seguro de la habitación, un lugar lejos de los pies, las manos , y otras partes del cuerpo que puedan generar desplazamientos bruscos de nuestra amada caja con su disco duro. Esta caja de seguridad recibiría vía RF (radio-frecuencia) los archivos que se van grabando en el otro disco duro que tenemos a nuestro ladito (caja "exposición" , por su exposición al lanzamiento involuntario).

Opción c) Caja combinación de las antedichas. Pónganle ustedes el nombre que les salga de las gónadas.

Saludos indignados desde una idea gratuita más, pese a aquellos que argumentan que las ideas , como tales ideas aisladas, son poco útiles, o sirven para: Nada. La Nada me importa, y voy a seguir expresando ideas gratis porqué me apetece. Libertad y pobreza. Libertad.


Posdata 1: es posible que haya sistemas parecidos. Pido disculpas por copiar ideas sin copiarlas, paradojas. Sinceramente, no he visto nada parecido hasta el momento.

17 de febrero de 2014

Una de albóndigas

Magno había tenido claro desde joven que los demás, cualesquiera que fuesen, eran albóndigas a su lado, aunque nunca lo había demostrado externamente. En su fuero interno, oculto con astucia e inteligencia, sabía lo de las albóndigas pero externamente, para no ofender a los "pobrecitos" compuestos por carne picada, era una persona humilde, comunicativa, e intensamente aguda. Como falso y lobo, sin ser un "maleante", había aprendido rápido que alimentar el oído de los otros, o desacreditarlos en caso de debate enfrentado, eran herramientas de acercamiento al poder. Tenía claro que lo suyo, inevitablemente, era la política. Bien ejercida, para su propio y disimulado beneficio, era un instrumento de enriquecimiento y popularidad que inflaba mucho su gran ego.

Magno, sirviéndose del poder y de la astucia, conseguiría aparecer en los libros de historia, conseguiría una gran riqueza , sirviéndose , disimuladamente, del poder. 
Ahora , hoy, estaba muy ocupado con la campaña electoral europea. No es que le gustase la política burocrática europea, pero sí le interesaba ganar posiciones en el partido para poder presentarse , como candidato, a las próximas elecciones generales.

Lo curioso de Magno es que jamás había dudado de que la democracia del siglo XXI era una sutil pantomima donde el engaño, la mentira, y la manipulación, habían llegado a sus máximos niveles de complejidad. Sabía que la democracia del autoservicio era la única posible. Pensar en servir al pueblo, o en representarlo, era teatro, puro y simple teatro. Magno, sabía desde niño que la mayoría de los políticos buscaban el beneficio propio, antes que otra cosa. El poder era, y es, para usar, no para representar. Los ciudadanos debían permitir con su voto que todo siguiese igual, debían creer que no había otra alternativa para el animal-hombre. La supremacía política era, y es, una demostración de inteligencia, y lo demás, los demás, eran, y son, carne picada. Los demás eran, y son, albóndigas que votan. Un gran político debe servirse sutilmente, y dar la imagen de servir a las albóndigas. Es cuestión de ego y supremacía. Es cuestión de teatro. Y Magno lo sabía, lo sabe, y lo sabrá. Y mientras, las albóndigas siguen picándose para votar y seguir siendo esclavas. Muchas de ellas solo eligen la salsa.

14 de febrero de 2014

CareAgua XII. Generando.

Hará unos meses, conversando con un amigo sobre la idea CareAgua (idea de motor de agua a partir de vapor de agua des-electrificado, mediante una frecuencia de resonancia, para , después, poder descomponer la molécula con poca energía y consumir el hidrógeno junto al oxigeno generados in situ -ver etiqueta Careagua en este blog-), expresó que , si funcionase, generaría una gran especulación sobre el precio del agua potable. En respuesta a su pregunta le comenté que el agua no tendría porqué ser potable, pues se podría usar agua de mar o, incluso, agua no potable, o, si lloviese, el agua podría ser de lluvia, o, encima, si hubiese mucha humedad en el aire secaríamos el aire para quedarnos con su humedad. Obtuve un gran silencio, y pasamos a otros temas de interés.
Es evidente que si la "frecuencia de ruptura de vapor" no existe, o requiere demasiada energía, la eficiencia energética del motor Careagua seria cero o menor de cero (entiéndase que la idea sería poco útil en primera instancia, salvo que fuese interesante para conseguir hidrógeno como alternativa a la costosa , energéticamente hablando, electrolisis).

En estos momentos estoy implementando un generador de media tensión, baja intensidad, frecuencias regulables, y formas de onda regulables. Tengo mis dificultades pero seguiré caminando hacia adelante hasta donde pueda con mis conocimientos e imaginación calenturienta, que no es mayor ni menor a la de nadie, pero que amo utilizar en libertad pobre y mental.

Esta entrada, con la que está cayendo en mi autoestima de parado que no está parado, solo pretende informar de mis propósitos ocupacionales, más allá de que algunas personas expresen que las ideas sin mercado y sin estructura no sirven para nada. Nunca me preocuparon los mercados y sus paranoias, ya tengo mis propias paranoias apoyadas en proyectos, tareas que realizar o, quizás, misterios autoinfligidos.

Seguiré informado de como va mi proyecto Careagua y , sí funciona, registraré mi implementación práctica pero , evidentemente, no la idea en sí. Pues me interesa sobremanera, incluso más allá de mi indignación e intereses particulares, que haya más alternativas energéticas autogenerables en este momento de oportunismo cruel.


Saludos indignados.

6 de febrero de 2014

Una de mentiras recurrentes

Carmen conocía la imposibilidad del amor entre su familia y su amante. A su pesar, y después de su pesar, había intentado , con recurrencia, integrar en armonía el amor de amantes y el querer de familia, pero le había resultado una integración imposible, o un imposible categórico.
Desde la triste coyuntura, en cierta forma frecuente, decidió mentir de forma sistemática y sistémica a su querida familia, pues necesitaba, incluso deseaba, gozar la vida mirando hacia Cuenca con frecuencia. Tampoco es que su amante y ella pensasen exclusivamente en fornicar; pero fornicar era el cincuenta por ciento de su todo, y ambos no podían olvidar la palpitante realidad de la cópula multiforme que justificaba su mentira familiar.

En esta circunstancia, y en este presente, donde aparecen públicamente como separados, ella ha informado a su familia, recientemente, de que se marcha dos semanas a Roma con su mejor amiga. Además, sale tanto con esa amiga que la familia comienza a pensar que es lesbiana, aunque, siendo sinceros, eso es menos problema que en otro momento histórico. 
Por cierto, él se llama Felipe, y a los dos les encanta estar juntos. No les importan sus mentiras necesarias en el tiempo de las cosas, en el tiempo de las cópulas.