21 de mayo de 2012

El darwinismo social es miserable


Hay demasiada obsesión con el darwinismo social. Tiene tantos defensores que, sencillamente, me da asco. Creo que voy a dejar de leer tantas estupideces, no porque sean estupideces ,pues entiendo de ellas, si no por la credibilidad social de los argumentos de los defensores del "darwinismo social" . Los amigos del "darwinismo social" y del "darwinismo político" son dogmáticos y solo desean feligreses que amen su enunciada fe. Solo son dogma del ego con cobertura de chocolate.
Para mí, sinceramente, escribir sobre el darwinismo fuera de la naturaleza es enunciar estupideces peores a las que yo haya pronunciado nunca, o pueda pronunciar alguna vez.  
¿Por qué?
Porque el futuro ético de la política, como parte de la sociedad democrática (adjetivo importantísimo en esta idea) que representa a otra parte de la sociedad que es la soberana (nuevo adjetivo importantísimo para esta idea) , no pasa por la selección "social" de sus miembros políticos si no por la auténtica representación de los soberanos, la autentica representación del pueblo.
Lo demás que se escriba sobre la clase política en democracia es sofismo. Puro sofismo de caníbales.

¿Para qué quiero un líder caníbal?  Pues un caníbal social es el que sale, más o menos refinado, del darwinismo social y dogmático.

Para nada.

La clase política y el sistema deben estar por encima de cualquier darwinismo dogmático, en tanto en cuanto el hombre debe estar por encima de su naturaleza animal y sus sistemas deben hacer lo mismo. Cuando superemos esa linea divisoria, discriminatoria del darwinismo social tan alabado, llegaremos a un lugar más ético que deberá estar siempre en el alambre de los pensamientos y sus decisiones. 

¿Y cómo se conseguirá superar el darwinismo político de los líderes y el darwinismo social promocionado mediante competición permanente y trampas?

- Con empatía maternal. La mayoría de las madres quieren a sus hijos con locura. Quieren su bien.
- Con redistribución de bienes y servicios. Evitando la corrupción y sus alimañas. Alimañas que son, precisamente, las más caníbales que llegan a su posición de poder porque son unas hijas de puta (con perdón hacia sus madres). 
- Con buenos gestores de los recursos del pueblo. Gestores que no se beneficien personalmente de su posición. Asunto tremendamente difícil pues es tentador ser "un ser superior" durante un tiempo. La derecha y la izquierda políticas han caducado.
- Respetando la vida sobre todas las cosas. ¿Por qué?  Porque es lo que todos tenemos en común. ¡Todos tenemos en común la vida!
Esa vida que si debe ser un absoluto y que donde más se respeta, curiosamente, es en nuestra Europa pese a la "patata caliente" del aborto. El tema del aborto ya lo discutí con KIR hace mucho tiempo. Básicamente: aborto NO o ,mejor, en muy contadas ocasiones.
- Haciendo que los medios de comunicación de masas tan " independientes" castiguen la hipocresía de los electoralmente elegidos. Haciendo que la hipocresía no sea recompensada socialmente. 
- Muchas religiones poseen buenísimas ideas que se han perdido entre sus rituales y jerarquía. Escoger esas ideas geniales y usarlas para construir entre todos, sería fantástico. 
- El mundo es de todos y no de unos pocos.  Ha habido tiempo de recoger frutos de los pensadores del pasado. Esos frutos son las buenas ideas, esas que ayudan a crear y construir.
...

Podría seguir enunciando propuestas constructivas que se han enunciado durante miles de años, pero parece ser que no terminan de llegar a todos los humanos, porque hay un error en el sistema operativo. 

¡Señores amantes del darwinismo social!

Me da igual su reconocimiento social, me la suda. Dejen el darwinismo para los monos y vayan más allá. Se lo dice un chimpancé que decidió no jugar muchas veces a "ser el más fuerte". 
¿Saben por qué?
Porque no me gustaba fracasar. El sistema darwinista que ustedes defienden solo consigue millones de fracasados y canibalismo social.  A los hechos me remito de esta crisis que, precisamente, pagan los más débiles. Esos que "están" abajo de la "cadena trófica". Esos "herbívoros" de la selección natural.
¡No sean ustedes H.P.! 
Busquen el amor de madre y úsenlo en beneficio de los habitantes de este miserable planeta azul. 
Hagan el planeta "azul" menos miserable. Déjense de paparruchas y usen la ética del bien común. Solo quiero buenos gestores de los bienes públicos en la política, los otros que se vayan a montar ferias (por ejemplo). En la casa del terror tendrán trabajo seguro.

Un saludo.

2 comentarios:

  1. “¡No sean ustedes H.P.!"

    Si. Malditas impresoras.

    ResponderEliminar
  2. “Busquen el amor de madre"

    Ahora entiendo porqué tienes una fregoneta...¡Eras de los Chichos!

    ResponderEliminar