9 de julio de 2011

¿Dónde está Claes T.G. Linden?


Hacia tiempo que quería ver por sorpresa a mi amigo Claes T.G. Linden, y ayer por la tarde, cuando pensaba haberlo hecho por la mañana -me sucede en ocasiones con mis enredos y proyectos en forma de patata-, salí hacia Castellar de la Frontera para saludar, charlar y tomar un refresco con mi apreciado Claes. Ya había intentado contactar con él por teléfono en varias ocasiones y me había resultado imposible.
Como la última vez estaba chungo pensé que lo mejor era buscarle para saber de él. Y a fecha de hoy no sé mucho más que ayer.

¿Dónde está Linden?
Aunque este texto parezca una manera de lucir mi estilo, si eso es verdad o posible,...no es el propósito. El único propósito es solicitaros ayuda en su localización antes de ir a la Policía.

¿Dónde estás... Linden?
Desde Sevilla a Ubrique la carretera es estupenda, pero desde Ubrique hasta Jimena de la Frontera es una serpiente tuneada. Entre las curvas me dedico a hacer fotos cada veinte kilómetros, cruzarme con un ciclomotor azul de cuatro ruedas y ver un montón del alcornoques pelados,regenerados o nuevos -fuera parte del que observa el retrovisor de la furgoneta-.El ciclomotor azul de cuatro ruedas es ese intento de Quark que no lo es. Pese a ello el conductor disfruta su viaje lleno de viandas, frutas y verduras. Todo no tiene porqué ser sinónimo de prisa. El ciclomotor de cuatro ruedas, una de ellas oscilante, se posa delante de mí tal cual mosquito y no me apetece adelantarle; así que le sigo a una distancia tranquila para no pegarme a su culo. Miró el cuentakilómetros ,vale es un velocímetro, y marca treinta kilómetros por hora y, como voy de excursión , no me importa ni un mojón -seguro que escribiría mejor si no usase tantas palabras mal sonantes que existen en el diccionario de la Real Academia; pero mi importa una "M" ser correcto o no serlo...me importa un "M" hoy...una "M" ahora.-

Llego a Jimena de la Frontera y tras dejar un montón de corcho troceado a mi izquierda ,que no es más que un almacén a la intemperie, la carretera mejora y puedo circular con holgura. Antes de darme cuenta estoy llegando al Vivero Tropical de Linden y, tal como esperaba, solo están los perros y el que escribe. Me da no se qué bajarme del vehículo.

¿Qué árbol saluda la entrada al Vivero de Claes?


Pues un viejo y anudado alcornoque que protege la finca junto a los perros y junto al coche rojo que ofrece el culo al desconocido visitante. Grito, hago unas fotos con cierto miedo por si escapa uno de los perros por algún hueco. Vuelvo a gritar y nada o, quizás, nadie. Espero. Continúo esperando. Espero a nada y a nadie, a parte de oír a los perros infatigables que ladran sin descanso.

¿Quién alimenta a los perros de Linden?

Decido, antes de que sea más tarde, ir al Hospital donde escuché sus palabras, e incluso las discutí, la última vez que le vi y di mi mano con afecto y libre-pensamiento. Un hospital situado en Algeciras (Cádiz, otra vez). Concretamente el Centro Sanitario: Paseo de la Conferencia, hacia el que fui acelerado sin dilación . En el carril de arena me crucé con un coche sabroso, conducido por una rubia interesante en la distancia, dos ciclistas en bicicleta de montaña, y tres personas contemplando un campo y sus pozos de líquido elemento. Ese elemento por el que pujaba Linden sin conseguirlo.

¿Por qué otros tienen agua y yo no?
¿Por qué solo tengo depósitos de mil litros?
Preguntaba siempre antes de soltar la palabra: Nazis.

Él está,y estaba, enfadado con el mundo y su página Web expresa sus inquietudes más existenciales.

www.fundacionplanetavivo.org

Llego al Centro Sanitario y el celador no sabe de ningún Linden del pasado o del presente. Responde simplemente: Este señor no está en la lista y no puedo decirle más.

-Este centro es de cuidados paliativos- añade el celador-.
-¿Cómo? -pregunto sorprendido-
-Paliativos. Aquí viene la gente con cáncer en sus últimos momentos.
-¿Cómo? ¿Cáncer? Linden nunca hablaba de su salud, solo hablaba de sus ideas. Es un hombre singular y quiero saber de él. Es mi amigo.
-Vaya al Hospital Punta de Europa. Allí tienen ordenadores.
- ¿Punta de qué?
- Siga la avenida y los carteles Hospital. No tiene pérdida. Saliendo a la derecha tarda unos quince minutos.
Poco tarda en salir un guardia de seguridad que repite las indicaciones del celador. Me pregunto de nuevo por dentro entre gritos de sorpresa estúpida y Carenada: ¿Dónde está Linden? ¿Cáncer? ¿Cuidados paliativos? ¿Ordenador? ¿Otro Hospital? ¿Y ahora qué?...Decido que es el momento de cenar y busco la hamburguesa más cercana. Me zampo una hamburguesa de pollo pensando:  no te enfades Linden...un rato más sin saber de ti no creo que te importe cuando llevo sin contactar contigo más de un mes y medio...Me como la hamburguesa de pollo estresado por la presionada dependienta que atiende ,inevitablemente, a tres bandas. Seguramente me espere algo parecido cuando vuelva a trabajar, si es que duro en mi puesto ,cuando arribe a mi próximo trabajo. Pobre esclavo Carenado que es criticado por su aparente libertad. Un pobre Carenado que no es libre, aunque lo parezca... Pero continúo o, más bien, termino por hoy.

El Hospital Punta Europa está en lo alto de un cerro, cerca de una urbanización "no se qué golf". Circulo por mi acera casi solo y subo la cuesta. Entro con mi mochila en la recepción de Urgencias. Le cuento a la recepcionista que estoy buscando un enfermo al que no he podido localizar en el Centro Médico de abajo, el que está antes de la cuesta, el de inmigrantes (-resulta que es el de cuidados paliativos-¿?-). Le doy el nombre, los apellidos, la nacionalidad y Claes T.G. Linden no está. Tampoco puede decirme si ha estado y, evidentemente, si estará. Me orienta hacia la Policía Nacional de la playa del Rinconcillo.Y eso haré en breve porque ni ayer noche, ni hoy,  pude acercarme a una comisaria de la Policía Nacional. Aunque juro que lo haré...Porque de contratar a una agencia de Detectives Privados nada, para eso monto yo una.

¡Linden!
¡Linden!
¿Dónde estás?

Saludos desde este chimpancipesco blog. Un entorno "papatero", "patatoide", animal y sincero. Verdad y Omisión son mis estúpidos lemas, porque no siempre puedo decir mi verdad, por eso Omito e ,incluso, vomito. 

¿Dónde estás amigo Linden?
¿Sigues luchando por tu Utopía?


Atentamente:

14 comentarios:

  1. Anónimo10/7/11 9:18

    "...pero mi importa una "M" ser correcto o no serlo".

    Te felicito "C.C". Tienes la misma filosofía que la Esteban, hacer lo que le sale del "C" o de los "C"...La humildad de aprender o querer mejorar es pa los pringaos ¿Men tiendes?

    ResponderEliminar
  2. Anónimo10/7/11 9:20

    "...ni ayer noche, ni hoy, pude acercarme a una comisaria de la Policía Nacional. Aunque juro que lo haré..." ...CUANDO QUITEN EL CARTEL DE "SE BUSCA" CON MI FOTO DE FRENTE Y DE PERFIL.

    ResponderEliminar
  3. "Pues un viejo y anudado alcornoque que protege la finca junto a los perros y junto al coche rojo que ofrece el culo al desconocido visitante. Grito, hago unas fotos con cierto miedo por si escapa uno de los perros por algún hueco."

    Del culo del coche, supongo

    Bueno, ahora en serio. Que te dieras el paseo y no entraras en la casa a ver si el pobre hombre estaba vivo o muerto ni tampoco dieras parte a la policía si nadie más le va a echar de menos...Al final va a ser verdad que tienes un cerebro patatero.

    ResponderEliminar
  4. Puedes acercarte a la policía sin temor. La roncha de los Lagares ya ha prescrito.

    ResponderEliminar
  5. a/a Anónimo 13:08

    Si mi cerebro no fuese patatero está claro que la vida me iría mejor, sin tener en cuenta los problemas intangibles e imprevisibles.

    Iré a la policía mañana por la mañana. Supongo que me dirán que haga una denuncia. Contaré lo que suceda.

    Un saludo.

    ResponderEliminar
  6. Homer Carenado10/7/11 23:20

    "¿Dónde está Linden? ¿Cáncer? ¿Cuidados paliativos? ¿Ordenador? ¿Otro Hospital? ¿Y ahora qué?...Decido que es el momento de cenar y busco la hamburguesa más cercana." MMMMMM HAMBURGUESAAA, GROAAAAAJJJJ...

    ResponderEliminar
  7. "¡Linden!
    ¡Linden!
    ¿Dónde estás?"


    Después de leerle en la última visita unos capítulos de "Ellas y Noé", pidió asilo político en Sudan del Sur.

    ResponderEliminar
  8. "Porque de contratar a una agencia de Detectives Privados nada, para eso monto yo una."

    PINKERTON CARENADO: "Nunca dormimos" (más de 10 horas)

    ResponderEliminar
  9. Anónimo11/7/11 8:49

    Te recuerdo que tienes que ir a la policía.m

    ResponderEliminar
  10. Anónimo11/7/11 8:54

    O si no, llama a la Guardia Civil para que vayan a echar un vistazo.

    ResponderEliminar
  11. a/a m
    Parece ser que está hospitalizado. Una persona de Cáritas conoce su paradero. Iré a visitarle en breve.

    Un saludo.

    ResponderEliminar
  12. Anónimo12/7/11 8:50

    Bueno, no vayas a leerle ninguna de tus poesías cuando lo veas, que no puede defenderse.

    ResponderEliminar
  13. Siempre le puede dar con la cuña (llena, por supuesto)

    ResponderEliminar
  14. Nuestro amigo y no eschuchado Linden, falleció ayer después de varios meses con problemas respiratorios. Se opuso en todo momeento a su ingreso en una residencia de mayores pero dada su actual situación de problema de mobilidad e insuficiencia respiratoria no se le podía dejar sólo viviendo en su "cabaña a lo salvaje" en su pequeño micromundo selvático donde vivía. Sus últimos lamentos: "Las personas no quieren saber la verdad y los maremotos actuales nos están avisando que estamos destruyendo el planeta con la enorme deforestación que estamos haciendo" y sus llamadas para indicarnos "Los asesinos nos estan fumigando todo -se refería a los gobernantes del momento-, han matado ya mis arañas, escarabajos e insectos donde vivo..."
    Últimamente estaba muy arisco y contrariado con todo y con todos y sus ilusiones de que la gente joven se hicisese cargo de la responsabilidad de continuar su trabajo no llegó nunca a tomar cuerpo porque él tenía razón cuando decía que "A la gente no le importa la destrucción del planeta aunque se produjera hoy mismo"
    Hoy es el funeral en el Cementerio de Castellar a las 8 de la tarde.
    Que conste que ni la JA, Ayuntamiento, instituciones o políticos se preocuparon por él cuando dejó de ser tan famoso y lo tenían olvidado y viviendo miserablemente sin medios adecuados necesarios para mantenerse y junto a él su jardín botánico -su microselva-, sus perros. Quiso que los que con él manteníamos contacto evidenciáramos el mal trato que había recibido por parte de sus vecinos (una parcela dedicada a los toxicómanos), el ayuntamiento, los jueces que llevaban sus denuncias y hasta la Junta de Andalucía.
    Si de verdad hubo personas que se preocuparon por su situación éstos son principalmente Carlos Gavira y su grupo de amigos de Espacio Solidario, Manuel Quintero como responsable de la asociación de Mayores del Campo de Gibraltar y no tan asiduamente los solidarios de siempre Raquel Presa, Santos Reyes, Alfredo Valencia de la Brigada del Cubo de la Bahía y Janet Howitt del grupo para la Seguridad Medioambiental de Gibraltar (ESG).
    En nombre de todos y el mío propio comunicamos esta pérdida y deseamos que el mensaje siga transmitiéndose a través de su página Web: Fundación Planeta Viviente = http://www.fundacionplanetavivo.org/

    D.E.P. después de decicarse el por entero a su querido Planeta Verde y sus animales como los simios siendo nombrado asesor técnico de esta organización mundial, de tanto trabajo en beneficio del Planeta y la Humanidad. jj uceda

    ResponderEliminar