31 de marzo de 2010

Ellas y Noé.Parte 2.0. La tripulación de Noé.


Dado que estamos en Semana Santa me parece interesante acelerar el proceso de subida de las diferentes partes (o capítulos) de Ellas y Noé. Como este capítulo es muy largo lo subo en varias secciones o "cachos" para "amenizar" su lectura (si eso es posible).

La tripulación de Noé

Cerca de la sala de navegación, también llamada CTN; al lado de su puerta de acceso metalizada aparece una gran placa conmemorativa en formato A3. Un dibujo, a escala, de la nave y dibujos explicativos de nuestro origen planetario juegan con el siguiente texto que acompaña los diseños esquemáticos:
Nave interestelar Noé. Construcción terminada en el año diez de la nueva era; después de la reforma de la ONU. Participación mundial en el proyecto.
Dentro de la placa esta registrada, también, esta información que continúa .Está grabada en dos circuitos integrados ópticos; para que la radiación cósmica no borre sus datos. Esta es la ficha mínima que está grabada en esos circuitos, duplicados, que aparecen como dos pequeños cuadrados, de cinco centímetros cuadrados cada uno, en la parte inferior derecha de la placa, y en la parte superior izquierda de la misma placa dorada.
Los datos de los circuitos integrados ópticos son visualizables ante la aplicación de luz de color verde (longitud de onda de 550 nanómetros, o nm) directamente sobre ellos. Cuando se le aplica luz verde a alguno de los integrados, comienzan ha aparecer estos datos, proyectados, sobre la pared enfrentada a la placa; la pared del otro lado del pasillo que lleva al CTN (sala de navegación de la nave honda).La información proyectada por el integrado óptico, iluminado en verde, comienza con “Las fichas de las tripulantas”, con sus fotografías, y con el idioma llamado Esperanto:
El idioma normalizado para la tripulación es el Esperanto. La tripulación es multinacional y femenina por razones justificadas. La nave Noé es una nave honda basada en movimientos centrífugos de radio amplio y dos asteroides modificados, y manipulados, para desarrollar el vehículo final. Estas son sus dimensiones…
Lleva múltiples sistemas cohete en las superficies de cada uno de los asteroides; la mayoría de ellos están alimentados por dos reactores de fusión nuclear. Un reactor nuclear de fusión por asteroide. Fuera parte de los impulsores alimentados por los reactores de fusión nuclear, que son de tipo iónico y plasmático, Noé posee también reactores de propulsión química para ciertas maniobras urgentes. El tiempo de uso de estos reactores químicos está limitado por la cantidad de propelentes que pueden ser recargados, circunstancialmente, a partir de restos cometarios.
A mi me llaman Noé (Ordenador Neuronal Espacial- o Especial-) porque “ONE” era feísimo. Soy el ordenador principal de la nave honda. Mis funciones y naturaleza las explicaré en la última ficha de la tripulación que presento en unos renglones. Básicamente el orden de presentación es por protocolo: primero las humanas y después yo. La tripulación de la nave la presento por orden alfabético. Uso el orden alfabético, exceptuándome a mí, porque en nuestro mundo las jerarquías organizativas son funcionales y no son estructurales. Respetando este principio les presento a las intrépidas tripulantas. Todas ellas tienen la misma importancia y valía. Todas ellas se complementan. Por eso están aquí.
Carmen Rebollo
Juguetona andaluza de pelo negro. Risueña hasta el techo de sí misma. Siendo Occidental, Andalucía (España), parece tener sangre oriental por su disciplina al desempeñar las tareas encomendadas. Sus antecesores fueron de Coria del Río y Nerva. Fuera parte de los conocimientos básicos de física, astronomía, química, filosofía, psicología, artes y lenguas, que tienen todas las tripulantes de esta nave honda, es especialista en ingeniería de propulsión y sistemas de hibernación vigentes. Como ingeniera en propulsión e hibernación trabaja en equipo junto a Paqui Pérez, Toñi Dana y Rosario Durán. Carmen es muy maja.
Concha Maci
Es grande por fuera y por dentro. De origen Francés nació exactamente en Niza y desde joven se especializó en psicología de la resolución de conflictos. Junto a Helena y Maria José constituye el equipo de terapeutas psicológicas y psiquiátricas. En realidad Concha en su inmensa capacidad de amar, o querer, se lleva la palma en el establecimiento de buenos ambientes de trabajo en equipo. La pedagogía y la psicopedagogía son sus ciencias favoritas, aunque en la nave represente funciones más psicológicas que otra cosa. Al menos en base al protocolo de sus funciones. Como las demás tripulantas, también tiene conocimientos más que básicos en física, astronomía, química, filosofía, ingeniería, artes y lenguas. Disfruta, además de su especialidad, de los conocimientos básicos para la misión. Todas las tripulantas pueden desarrollar cualquier función, no obstante cuando se trata de trabajar con las otras, cada una tiene su especialización. Así se consigue la optimización total del proyecto desde la visión de los Recursos Humanos necesarios.
Concha es la que tiene obligación semanal de informar a Eva del estado de salud de la tripulación. Todas las semanas emite un informe apoyándose en los contactos eventuales y en las bitácoras de cada una de las tripulantas. Helena colabora, obligatoriamente, con Concha emitiendo evaluaciones psiquiátricas de las compañeras cada dos semanas.
Elisa Kampa
De padres de diferentes etnias de su amado país, es todo un símbolo para él al participar en la misión. Realmente todos los países participantes, mediante recursos humanos en la misión interestelar, están muy orgullosos. Uganda no podía ser diferente. Un país que hace cincuenta años rozaba los límites de la pobreza y ahora participa, como uno más, en un proyecto astronáutico de estas características. Un país así disfruta más de su presente. Es de esos países que da gracias a la ONU reformada. Una ONU reformada donde todos los países miembros y corporaciones fueron obligadas, de manera pacífica, hacia la realización permanente del bien común. El fenómeno no se produjo mediante ninguna dictadura, si no mediante una estimación de nuevas prioridades globales para la convivencia pacífica y el crecimiento conjunto de todos los humanos. Hace cincuenta años, de la antigua cronología, EEUU perdió su derecho de veto junto a otros. Ese concepto de “países especiales” o “corporaciones” por encima de los intereses de la población total…Esa filosofía falleció por su propia ineficacia. Se trataba de una actitud global amparada en nuestro pasado prehistórico y cavernícola. Los órganos de poder ya no se rigen por procedimientos cavernícolas. Al igual que el resto de las cosmonautas, Elisa tiene la formación genérica necesaria y es experta, muy buena por cierto, en trabajar en el vacío con su traje espacial. Muy hábil y rápida en circunstancias extremas y de vacío. El traje de cosmonauta y ella son una misma entidad. Es el referente en los paseos espaciales. Todas las cosmonautas pueden desenvolverse en el vacío con su traje. Elisa es la que se encuentra más cómoda en ese entorno. También ayuda, especialmente, al equipo de ingenieras para reparar los múltiples reactores del asteroide Alfa y Beta de la nave honda Noé. Reparar los reactores que impulsan su casa.
Por cierto Elisa, al igual que otras tripulantas, aunque no todas, es nudista.
Eva Tratiscova
Por definición es la jefa de la misión. Aunque es una líder funcional, también tiene capacidad de liderazgo democrático y persuasivo. Cumple esa función para evitar largas elucubraciones en las tomas de decisiones importantes; o para tomar decisiones urgentes. Es tan activa como Paquita. Desde el punto de vista de especialista en algo, Eva no es especialista en nada. Su perfil es un perfil de preparación alto en todos y cada uno de los conocimientos básicos establecidos para la misión. Entendemos su calificación como la mejor media en conocimientos de física, astronomía, química, filosofía, psicología, artes y lenguas. Eva no destaca en nada y destaca en todo. Viene a ser como un todo terreno de potencia en una carrera de velocidad; no llegará la primera pero puede correr rápido.
Es la mejor forma de definir a Eva. De definir a la jefa. Si fuese una atleta sería la mejor en el decatlón. Esa es Eva. La rubia, rusa amante del espacio, de su trabajo y del nudismo. Siempre que puede está en pelotas. Es, si las condiciones lo permiten, como más cómoda se encuentra. Solo las normas de seguridad permiten verla vestida. Si cuando está en grupo puede estar ligera de ropa; lo está.
Hay que reconocer que cuando se mueve “los precios crecen”. Sus medidas físicas son ideales sin ser anoréxica. Tiene su grasita bien distribuida sin ser una “top model” ni nada parecido. Es bisexual declarada, aunque solo busca el sexo por amor. Si no hay amor no hay sexo. Para ella el placer natural implícito en la cópula, o en una relación sexual, tiene que estar sujeto a una relación profundamente emocional. Alguna que otra vez le ha dicho a amigos y amigas que NO, porque no está enamorada de ellos o ellas. En la misión está dispuesta a llevar una vida casta si es necesario. Para ella no supone ningún problema la opción. Hay muchas cosas que le dan sentido a su vida, a parte de practicar sexo y disfrutarlo.
Por cierto, Eva nació en Moscú. Ama al mundo y a su país. Se ha declarado, muchas veces, objetora de conciencia. Dadas las características de la misión, no ha supuesto ningún problema.
Helena Rama
Helena es de origen Chino. Sus formas son un poco cilíndricas con una trasera en formato de pera y unas piernas muy robustas. Es pequeña por fuera, algo más de metro y medio, y grande por dentro. Emocionalmente tiene muchas cosas comunes con Concha, aunque en otros asuntos vitales sea tremendamente diferente a su compañera. Nació en la ciudad china de Shanghái y pronto descubrió el sexo libre. Instinto natural al que ha dedicado mucho tiempo en su vida. La promiscuidad y ella han sido una sola entidad. Su pública ninfomanía nunca le ha supuesto un problema para ella, entre otras cosas porque le importaba muy poco “el que dirán”. Para ella el sexo sin amor es lo mejor porque no ata; no es ningún pegamento. Practicar sexo es mucho mejor que hacer deporte. En esta coyuntura se hizo psiquiatra, muy buena y reconocida en su ciudad, e incluso en su país. Helena siempre ha demostrado ser una mujer responsable y trabajadora. Tal es su vocación por la psiquiatría y la salud mental que, junto a Concha Maci, forma parte del equipo, precisamente, de salud mental de la nave interestelar Noé. Al igual que las otras tripulantas, Helena domina los conocimientos básicos necesarios para la misión. Es la única cosmonauta que ha dejado una hija en la tierra. Este asunto dio algunas dificultades administrativas a su elección; pero la mayoría de edad de su hija y un documento firmado ante notario, por parte de su pequeña, desatascó el problema administrativo. Su hija quedó feliz por la decisión de su madre y Helena quedó feliz por la aceptación de su hija. Equilibrio.
Evidentemente Helena es nudista, como la Jefa. Cada vez que es posible se desenvuelve desnuda por la nave. Le encanta esa sensación de llevar “el traje” con el que nació. Si algo tiene en alza Helena es su buen sentido del humor. Pocas veces le falta aunque sea, ocasionalmente, un humor “borde”.
-------------------------------------------------------------------------------------

Esta sección es parte del relato registrado en Cultura ,o en el registro intelectual (¿?), para su explotación (¿?) y constancia creativa. Disfrutad el relato de un escritor peludo y de brazo largo. No digáis que esta cagada es vuestra porque es mía ; es mi cagada y quiero que conste en aquellos documentos que no estén destinados al aseo.

No hay comentarios:

Publicar un comentario