14 de enero de 2010

Guasa ,Seriedad y Enfado identificados.

Hace un mes, conversando con Cris, surgió una idea que ni me había planteado. Una de esas ideas de la que no eres consciente hasta que te la presentan con rapidez y franqueza. Ojalá, dicha idea, tratase de montar un negocio con buenas perspectivas. Un negocio con el que ganar suficiente dinero para vivir con dignidad, para vivir sin muchos excesos dentro del río de la economía. Esa economía que no tiene mucho que ver con la vida como fenómeno. Uno de los absurdos “chinpancipescos”en que hoy no quiero entrar.
En este caso la conversación con Cris no tomó derroteros económicos, si no otros. Cris pensaba, entre otras personas, que en los comentarios anónimos de este blog en que tanto gozo , eso incluye los comentarios con autores absurdos o cómicos, participaba yo mismo como anónimo generando conflictos, disputas, diferencias, situaciones cómicas…Pero nunca se me ha ocurrido nada de eso ; ni por asomo. Mi estúpida e inocente honradez no me dejan porqué no le veo la gracia a esa dinámica; no me encuentro en mi salsa. Cuando yo comento en cualquier sitio de la red, eso incluye mi propia bitácora, siempre me identifico. Que diga esto no significa que no valore muchos comentarios de anónimos conocidos como Manolo o el Tocayo (grandes amigos que gustan de esa dinámica del anonimato para generar diálogos cómicos o buena guasa –que ayuda a la risa y en que no sé entrar por torpeza o falta de motivación-) o anónimos desconocidos.
Agradezco un montón todos vuestros comentarios, pero cuando comento suelo ser Constantino Carenado y, ocasionalmente, mi nombre tras bautismo.

Besos y abrazos sin pelo.

Posdata: estoy preparando un artículo sobre el Cuarto Principio de Termodinámica. Como será largo lo subiré en varios capítulos.
Este cuarto principio no existe, actualmente, en Termodinámica (que yo sepa). Este principio no dejará de ser una hipótesis pendiente de demostración científica. Evidentemente podréis criticar la hipótesis pero la expresaré como amante de la ciencia y de la ciencia ficción. Quizás la titule, para vuestro gusto, así: “Mí amada hipótesis inválida” Fdo: El chimpancé Constantino.
Pese a quien pese habrá varias hipótesis ,antes que una solitaria.