9 de noviembre de 2009

Libros, denuncia y representación soberana.

Prólogo.

Mi mente siempre me sorprende aunque no me lo espere. Y la vuestra también. Esto último es más importante de lo que pensáis.
Leí hace poco a un autor que ha escrito diez libros. Por mi condición de despistado no recuerdo su nombre; algo previsible para mi. Lo saco a flote, en este momento, porque siendo profesor toda su vida; dijo todo lo que tenía que decir en esos diez proyectos que tomaron forma de libros.
¿Por qué expreso esto?
Porque si la salud me acompaña haré todo lo posible por igualarlo.
¿Qué estoy loco?
Pensaba que ya os habíais dado cuenta. Solo existen cuatro posibilidades para no conseguir este objetivo en mi vida:

1-ser un escritor malo a rabiar, y más que rabiar. Que nadie soporte mis letras ni por asomo.

2-suicidarme. Lo veo difícil aunque alguien lo desee.

3-que me maten. Mientras no salga de España creo que estoy a salvo.
Hay una extraña condición de esta vida: puedes pasarte la vida respetando a los otros y en un momento concreto un enfermo, o enferma, directamente, o mediante un accidente, te la arrebata. Es extraño verse afectado por los actos violentos, o errores, de terceros cuando uno es una persona de paz e imprudente al escribir. Que esto continué ocurriendo me entristece y asusta. Recuerdo, en este momento, a los mártires de Uganda. A partir de ese momento entiendo que el miedo es una buena herramienta de manipulación. Yo siempre he preferido ser víctima antes que criminal y con el terrorismo tan publicado estamos perdiendo libertades fundamentales a cuenta de la seguridad. Son cosas curiosas de esta extraña vida.

4-que la salud no me acompañe. Y en consecuencia no pueda pagarme la edición de un nuevo proyecto. Esto de la autoedición me gusta siempre y cuando tenga financiación y un mínimo de calidad. Gracias a mi amigo “L” desde aquí. Gracias a mi padre.
También expreso que junto a mi padre, madre y hermano el mediano; mi amigo “L”, es con el que más he discutido. Y, también, un gran amigo amparándome en sus actos repetidos. No digo nada nuevo, pero “L” confía en mis proyectos, aún discrepando en mis ideas, opciones y opiniones. “L” me apoya en mi locura financiándome.
Si me apoyas y respetamos los acuerdos. Creceremos juntos. Gracias.

Actitudes

¡Cread!
¡Os lo ruego!
¡Creemos!

Y no hablo sobre el crear de Dios; no hablo de eso; hablo de todos ustedes; incluyéndome como uno más.
¡Cread!
Estoy cansado de tanta élite que se realimenta a sí misma. Todos conocemos a la clase política:
-En lugar de representar al pueblo soberano se ha perdido en su superego. Eso se llamaba “endiosamiento”.
-¿Por qué no se centran en su función y en su trabajo?
-¿Es tan difícil?

Queridos políticos de todos los lugares ideológicos. Observad lo que dicta nuestra carta Magna:

“Garantizar la convivencia democrática dentro de la Constitución y de las leyes conforme a un orden económico y social justo.”

Marco la palabra: justo.

“La soberanía nacional reside en el pueblo español, del que emanan los poderes del Estado”

Si esta carta Magna es tan bonita…Porque si la soberanía reside en el pueblo que es la “fuente” de los poderes del estado.
¿Por qué os olvidáis de la fuente?
¿Qué os sucede?
¡Haced limpieza de hipócritas!
Me refiero a limpieza de cargos y responsables corruptos. Enviadlos a otras tareas o menesteres honrados, pero sin acceso al poder. Que se ganen la vida pero no jueguen con el dinero de los demás. Ya esta bien de tanta inmunidad e impunidad. Los platos rotos hay que pagarlos con la aplicación de las leyes sobre los que se las saltan. Y nuestras leyes, gracias a Dios, son muy respetuosas con los derechos fundamentales de todo ser humano.
¡Menos mal!
¡Usémoslas!
Otro asunto importante sobre nuestra Carta Magna: si el pluralismo político esta en la constitución…
¿Por qué no está en las urnas?
¿Por qué solo hay dos partidos que oscilan en el poder?
¿Bipartidismo funcional?

Está demostrado que para formar parte de estos partidos es necesario lamer mucha rueda.
¿Cómo es posible que un “lame rueda” condescendiente tome el poder o participe de él?
Y no estoy hablando de ningún político en particular.
¿Cómo es posible que un político con poder se olvide de que es un representante de la “fuente” de su poder?
¿Cómo puede olvidarse de que es un representante del pueblo; representándose a sí mismo mediante sus actos sin ética y ególatras ,antes que delegados del pueblo?
¡No lo entiendo!
¡Eso no debería ser así!
¡Tenéis que resolver esa contradicción en la clase política!
¡Que el político sea un autentico representante del pueblo!





Soluciones.

Hace unas semanas hablaba con mi amigo Jaime Cruz. Economista creador y agudo. Él y amigos suyos, cuyo nombre ignoro, argumentan la necesidad de un cuarto poder. Esta idea es suya, que no mía.
Los poderes establecidos, en este momento, son:
- Ejecutivo.
- Legislativo.
- Judicial.
Jaime Cruz, en sus reflexiones, propone un cuarto poder de control de los otros tres (y sobre todo del ejecutivo y del legislativo). Por llamarlo de alguna manera ofrezco dos términos:
- Poder de inspección de responsables públicos (término próximo a la idea que recibí de Jaime: Inspectores.)
O, si lo prefieren:
-Poder de auditor de responsables públicos.

Esta propuesta me recuerda la idea, sin tener idea de historia, de la “GESTAPO” Alemana de los años 30. Espero que no tenga que ver con ella y solo sea una fantasía de las mías. Sinceramente, me gusta la idea de que el político sea vulnerable y responsable legal de sus actos en beneficio propio, o próximo, aprovechando su posición de poder. Su trabajo tiene que ser en beneficio del pueblo representado; tarea ética y constitucional.
¡Constitucional!
Como “el poder corrompe”, controlemos a los que tienen el poder.
¡Auditémoslos!
Sin necesidad de nuevos funcionarios. Sé de buena tinta que existen hombres y mujeres en la función pública que harían muy bien este trabajo. Hombres y mujeres que en lugar de inspeccionar “hacia abajo” lo harían “hacia arriba”

Ejemplos no fundamentados:

Está claro que la clase política apesta a corrupción. No podemos permitir eso.
Lleva demasiados años apestando; y sucediendo este fenómeno de la corrupción.

Ejemplos del pasado:
¿Cómo es posible que Felipe González, entre otros, tenga un montón de propiedades en Castellar de la Frontera y dentro del castillo? ¿O es un falso rumor?
¿Qué sucedió con las sociedades de la antigua Rumasa?
¿Por qué Almoraima S.A. es la única que queda viva?
¿Por cuánto se vendieron, y quien las compró, las otras sociedades del antiguo grupo Rumasa? (El Corte Ingles adquirió Galerías Preciados. ¿En que condiciones?)
Y, para no enfocar más en un ejemplo que toqué de refilón por casualidad,
pongo otro ejemplo lleno de interrogantes para el futuro:

Ejemplo del futuro:
¿Por qué se está construyendo en Lebrija un “barrio Ingles” en “segunda línea de playa”?
¿Quién es el propietario de esos terrenos que están siendo edificados esperando la nueva parada de AVE que se avecina en Lebrija? Parada del Ave Madrid-Cádiz. Y, lógicamente, un Lebrija a quince minutos de la playa.
Esa idea me gusta: Lebrija a quince minutos de Cádiz y sus playas.
También me gusta esta otra idea (si hay especulación de terrenos):
¡Que ganen todos los lebrijanos!
¡Que gane el pueblo!
¿Qué sucede? ¿Se cuece algo?
Debería investigarlo alguien por si las moscas. Esas moscas que siempre van a donde su instinto les dicta…(en la naturaleza, más no en la vida social).
Espero que nadie este "pillando" ni especulando con unos terrenos lebrijanos que, estoy seguro, antes no eran terrenos urbanizables. Y si está sucediendo eso; espero y deseo que los beneficios económicos reviertan en el pueblo de Lebrija. Ya de por sí necesitado de ingresos. Espero y deseo por mi aprecio hacia sus gentes.

Paranoia final del artículo:

El pueblo debe ser representado por personas “delegadas” de verdad. Yo fui delegado de clase en la universidad y siempre pensé en representar a mis compañeros en lugar de a mi mismo; me dieron por todas partes; me acribilló un grupo de oposición que estaba enfadado con muchos compañeros oportunistas (votaban huelga y no aparecían en las manifestaciones ni otros actos; eran, ciertamente, unos hipócritas oportunistas). El grupo de delegados (anteriores a nosotros), cansado de tanta hipocresía, renunció a su cargo como modo de presión .Yo no estaba deacuerdo (junto a otros) y entré en el “gobierno siguiente” .Ese acto me costó caro cuando llegué a la Delegación de Centro junto a varios compañeros.
Imagínense esta breve historia: un grupo electo renuncia a su poder para dejar un vacío en la representación de alumnos de una escuela universitaria. Un servidor, junto a otros compañeros del momento, entiende que eso es una actitud infantil y decide presentarse a las elecciones de Delegado de Centro por tratarse de un derecho y una obligación establecido en los estatutos de la Universidad de Sevilla ;los estatutos de ese momento histórico. A continuación : caza de brujas; el nuevo equipo de Delegación de Alumnos del Centro es “acuchillado” mediante fuertes argumentos en las asambleas.
No es que fuese un buen representante de alumnos, no era suficientemente agresivo (verbal y argumentalmente), pero tenia claro que representaba a mis compañeros de la Escuela Universitaria. Esa era mi función. En ese momento, con franqueza, no quería poder para mí. Solo quería ocupar un lugar de decisión al que mis compañeros representados tenían derecho para tener un futuro y un presente legalmente óptimo.
La realidad fue que perdimos dos años de docencia potencial. La LOGSE entró y nos quedamos sin el antiguo séptimo y octavo de EGB. Desde mi visión actual solo conseguimos algo que ya nos iban a dar: poder presentarnos durante años a las nuevas especialidades que no estaban cubiertas por el plan de 1971(LOE). Las nuevas especialidades de la nueva Primaria (LOGSE) eran (E.Infantil, E.Musical, E.Física, E.Especial, E. Generalista, Lengua extranjera…)

Resumiendo; quiero expresar que seré feliz cuando la clase política actúe como DELEGADA de la soberanía del pueblo español. Y no como CHUPOPTERA de la soberanía y recursos del pueblo español. No creo que consiga nada con estas palabras; pero lo habré intentado de nuevo. Me habré quedado tranquilo otra vez en el silencio de la ignorancia.

Saludos.

12 comentarios:

  1. CAreano, en serio te crees que alguien se va a leer el tocho este?
    brevedad y concisión es lo mejor para no ser un toston

    ResponderEliminar
  2. El otro economista creativo9/11/09 19:50

    Otro "Economista creador y agudo...", Sr. Carenado, brevedad, precisión y menos REPETICIÓN...que le va a comprar sus libros dedicados su señor padre...

    ResponderEliminar
  3. jajajajajaja

    Considera que se trata de cuatro articulos en uno. Como el aceite lubricante.

    Un saludo al otro economista entre economistas.

    ResponderEliminar
  4. es usted un gran fecundador de libros.Haga infinidad de presentaciones publicas de su magnifica obra literaria

    ResponderEliminar
  5. Fecundar no se, pero zumbarse a pelo a la gramática y a la sintáxis hispánica...seguro.

    ResponderEliminar
  6. Carenado, con su oferta de 4x1 nos ha planchao. Vuelva a los chiquiprecios o artículos reducidos de texto. No maltrate a sus lectores con esas cagaleras verbales que le entran a usted de vez en cuando.

    Y déjese de tanto saludito, que no es usted la Reina Madre paseando en carroza.

    ResponderEliminar
  7. No malgaste su energia predicando/denunciando en el desierto y aventurese a liderar un movimiento popular. Sea usted el verdadero delegado que los desposeidos de la Tierra necesitan. Un librepensador, honesto, preparado y con grandes ideas como usted debe actuar en la vida publica dando ejemplo a los politicastros que padecemos.

    Carenado, monte en su caballo y sea nuestra voz...sea nuestro justiciero que traiga paz y prosperidad.

    ResponderEliminar
  8. a/a Pancho Villa
    jajajajaja.
    Sería peor que el peor político existente en la actualidad.
    Hay algo en que fallo: Soy un chimpancé.
    jajajaj
    Sé feliz.

    ResponderEliminar
  9. Pancho el de Verano Azul11/11/09 15:03

    Yo con que no escriba más poesía me conformo.

    ResponderEliminar
  10. Yo creo que no hay división de poderes. Sólo está el poder urnativo...el que gana en las urnas: gobierna, legisla, elige a los jueces y da por el saco hasta que ganan las elecciones otros, que hacen lo mismo.

    Salu2

    ResponderEliminar
  11. a/a Markos.
    Tu visión es muy triste y se aproxima a la realidad sin serlo.No tiene porque contiuar el asunto de la misma manera. Hay una palabra muy útil en el diccionario. La palabra es: fin.

    Saludos.

    ResponderEliminar
  12. yo creo que Pancho seria un justo dirigente hoy en dia
    solo que lo revasaria la tecnologia no dejara de asombrarse por lo que nosotros se nos hace cotidiano

    en el mismo tema aqui dejo un enlace que habla de pancho villa
    http://corridosrevolucionarios.com/

    Saludos

    ResponderEliminar