23 de marzo de 2019

Al respecto de las Combustiones Históricas 3.6



El depósito de combustión , o cámara de combustión, abarca casi todo el interior del mueble de la caldera, a excepción del espacio de la bandeja de ceniza por donde se produce la evacuación de cenizas, y a excepción de las puertas superior e inferior que permiten , evidentemente, el acceso al depósito de marras para realizar las diferentes tareas en él. El antedicho está rodeado por el serpentín en todas sus superficies de contacto con el carbón ardiente, con sus llamas, y con los gases calientes de combustión que van hacia la salida de gases del dispositivo. Hay que decir, inevitablemente, que dentro de este depósito es donde se va a ir acumulando la ceniza, y sus mulas “toas”.


En el caso del coke, casi toda la ceniza se va acumulando en las ranuras de ceniza y, con un sencillo rascado , cae hacia su bandeja y , es entonces, cuando la caldera retoma su ritmo perdido.
Pero, desgraciadamente, en el caso de la antracita, cuya ceniza es más heterogénea al abarcar una considerable variedad de tamaños, esta se va acumulando en las paredes del depósito de combustión y, además, en las ranuras de ceniza. La acumulación en las ranuras se resuelve rascando, pero la acumulación en las paredes implica que el depósito va perdiendo capacidad de contención de carbón o, lo que es lo mismo, va disminuyendo su tamaño aparente hasta ser ridículamente pequeño y necesitar un apagado. No dispongo de ningún útil que permita el rascado de las paredes verticales con todos sus resquicios y plieguecillos de las narices , consecuencias del necesario serpentín. Es lo que hay.
La acumulación de cenizas en las paredes puede dejarse hasta un límite siempre y cuando no se necesite toda la potencia posible del sistema de calefacción. Si no hace mucho frío puede permitirse esta acumulación en las paredes durante varias semanas, pues el rascado de las ranuras de ceniza permitirá , durante ese tiempo, un volumen mínimo que podremos ir llenando con poco carbón. Durante ese tiempo bajará el consumo de carbón y, por supuesto, las posibilidades de caldeo de la casa. Todo dependerá de las necesidades de calor del hogar. Durante el entretiempo manchego es una solución muy razonable, siquiera para mí.



8 de marzo de 2019

Al respecto de las Combustiones Históricas 3.5


Bueno. Aún quedan partes por describir, y continúo con ellas hasta estar satisfecho con mis absurdas y Carenadas argumentaciones.


La parrilla de extracción de cenizas es un elemento crítico. Además de permitir el acceso a la parte inferior de la cámara de combustión , para su limpieza, evita que la masa de carbón ardiente se salga al abrir la puerta inferior, una tarea que hay que realizar con frecuencia, y permite observar el estado de la parte inferior de la cámara de combustión y tomar decisiones coherentes.


Parece ser que la parrilla puede ser de dos materiales tipo: fundición o acero. Sinceramente no sé, a fecha de hoy, que es fundición, y si sé lo que es acero pero he leído sobre tantos tipos de acero que , francamente, estoy perdido. Ignoro en gran parte el material del que está hecho la parrilla, pero si sé que el coke la puede llevar al rojo vivo con facilidad, dañándola, y la antracita no la lleva hasta ese extremo térmico. Sí está muy claro que el coke termina deteriorándola en dos años, y su precio ronda los cincuenta euros.


Las ranuras de ceniza están situadas en la parte inferior de la cámara de combustión y gracias a ellas podemos evacuar las cenizas hacia la bandeja de cenizas y hacia el exterior, sin que caiga el carbón que está en combustión. El útil llamado rascador es ideal para dicha tarea.


La bandeja de ceniza es metálica (la foto es del hueco donde va la bandeja)  y recibe toda la ceniza desde las ranuras de ceniza. Cuando está llena, después de recibir la ceniza de forma normal o de manera forzada cuando rascamos, hay que vaciarla con cuidado pues pueden estar calientes ella, la ceniza, o ambas. No sería la primera vez que al vaciar la bandeja sobre una bolsa de plástico, la bolsa de plástico se derrite esparciendo dulcemente sus cenizas por el suelo correspondiente.

25 de febrero de 2019

Al respecto de las Combustiones Históricas 3.4


El aliviadero, por lo que he podido contemplar en la distancia entre la acera y el tejado, tiene forma de grifo de cocina curvo y rebosa cuando el circuito tiene demasiada agua. Su función es , básicamente, de seguridad. Además, en la planta superior de la casa hay un depósito, tipo cantimplora, que tiene una capacidad de unos treinta litros. A este depósito van conectados dos tubos : un tubo de entrada , que llega por la parte inferior, y otro de salida que va hacia el tejado y sale desde la parte superior del depósito. A parte de estos dos tubos, que van al depósito, existe un tercer tubo que sube directo hacia el tejado. Supongo que uno es de desalojo de vapor, y otro es de desalojo de exceso de agua del circuito pero, sinceramente, no pondría mi mano en el fuego.



La puerta superior del mueble es por donde se va añadiendo el carbón nuevo. La dos puertas, la superior y la inferior, tapan el depósito de combustión o cámara, pero es la puerta superior por la que se añade el combustible, y la puerta inferior es por donde se rascan las ranuras de ceniza, y por donde se limpia la caldera cuando se apaga.



La puerta inferior lo primero que ofrece es la parrilla de extracción. Elemento crítico cuando se usa el coke, pues tiende a ponerse al rojo y , como consecuencia, deteriorarse pronto. A parte de esto, la puerta inferior es la que nos deja ver la cantidad de ceniza, y la cantidad de brasa que hay en la base del depósito. Cuando no se ve la brasa por ningún lado, porque todo es ceniza, hay que rascar ,si o si , la base de la cámara de combustión.





Para rascar se sujeta con un útil la parrilla, para que no se venga hacia nosotros, y comenzamos a meter el rascador para ayudar a que la ceniza vaya cayendo desde las ranuras de ceniza hacia la bandeja, de ceniza. El rascado termina cuando casi todo lo que se ve son brasas y la ceniza ha caído hacia su bandeja. Este proceso de rascado tiene que tener sus precauciones, a parte de sujetar la parrilla, hay que procurar meter el rascador lo justo para no dañar el serpentín. Aunque en el caso que narro el rascador es más corto que la profundidad de la cámara de combustión, también es algo romo en su punta y sería deseable, que no es caso, de que fuese de un material más blando que las paredes del serpentín. Así, en caso de impacto, se deformaría el útil, entiéndase rascador, y no dañaríamos el serpentín.

22 de febrero de 2019

Al respecto de las Combustiones Históricas 3.3



Cada radiador es en sí un intercambiador de calor entre cada uno de los elementos y el aire circundante, donde la superficie de contacto del radiador con el aire tiene su importancia. También podría verse como un disipador del calor del agua circulante. Es cuestión de perspectiva. Otra cosa curiosa, siquiera para mí, es que el serpentín que rodea la cámara de combustión de la caldera puede verse como un disipador de calor e, incluso aunque es menos visible, un radiador invertido. Pero todo esto no es más que reflexionar por reflexionar. Hay otra curiosidad, para ir terminado con este concepto, y es que cuando el agua de la caldera está caliente y queremos bajar su temperatura , a parte de cerrar los tiros, pueden abrirse a tope todos los radiadores de la casa, incluyendo los de las estancias vacías, para aumentar el tamaño del circuito, disipar más calor y, en consecuencia, enfriar el agua de la caldera. Está idea funciona bastante bien. La he probado. Si hace calor en una estancia, durante el proceso, siempre puede ventilarse la habitación a través de una ventana, o cosa bien parecida (idea de mi compañera de camino).


Respecto a la bomba de distribución de agua caliente está clara su necesidad. La convección natural, en base a lo intrincado de una instalación donde los tubos llenos de agua suben y bajan por la paredes, sería ineficiente y de ahí surge su imperiosa necesidad. Ella es la encargada de que el agua se mueva por todo el circuito y de esta forma se produzca el enfriamiento del agua en los radiadores, con el caldeo del aire próximo al susodicho radiador, y el calentamiento del agua en el serpentín que rodea la cámara o depósito de combustión, con el enfriamiento consecuente de la cámara o depósito de combustión.

Hace unas semanas no tenía claro las consecuencias , o razones, de los tres caudales disponibles que ofrece la bomba: I, II y III -no se han complicado mucho-, pero a fecha de hoy entiendo su función y posibilidades. En primera instancia obedece al tamaño de cadera, o a su capacidad calorífica. A mayor tamaño de caldera es necesario que le agua, para la mismas secciones de paso,  circule más rápido para evitar el recalentamiento de la caldera. Pero, además de esta posibilidad, puede utilizarse para, dadas las mismas condiciones de las demás variables como tiros y cantidad de carbón , acelerar el calentamiento de los radiadores , y en consecuencia de las estancias, y para enfriar el agua que está en la caldera en un momento determinado. Claro está que lo que nos interesa es que los radiadores se calienten y que la caldera no se recaliente , y todo esto dentro de unos valores identificables como : el calor del hogar,  la sauna del hogar o , por contra, el hogar nevera. Saludos.

Al respecto de las Combustiones Históricas 3.2






El concepto mueble es de mi cosecha, o visión técnica y absurda de las cosas, y abarca todo lo demás que no he identificado en partes con anterioridad. Pues eso, con mueble quiero indicar, aparte de la carcasa roja en el caso de la caldera Baxiroca P30 y otros elementos estructurales de este diseño, el intercambiador de calor que, por una parte, recibe el calor del carbón desde la cámara de combustión o depósito y , por otra parte, permite la circulación de agua para que vaya calentándose a su paso por el serpentín de la caldera.

Entiéndase que el intercambiador de calor viene a ser una estructura metálica que forma parte del mueble en sí, y que va serpenteando por toda la cámara de combustión desde la que toma el calor necesario para aumentar la energía térmica del agua que va a ir circulando hacia los radiadores de las estancias oportunas mediante un circuito cerrado.


El circuito de agua caliente es el que más obra necesita cuando se instala este tipo de calefacción centralizada. Comienza en la caldera y termina en ella pasando en su recorrido por tuberías y radiadores , o intercambiadores de calor con el aire de las estancias. El circuito en cuestión consta de tres puntos de control de , digamos, existencias acuosas: entrada de agua nueva, salida de agua vieja, y aliviadero superior de vapor y agua sobrante.



Los radiadores suelen definirse por el número de elementos. El de la foto es pequeño , de ocho elementos, pero puede ser bastante más grande. Este asunto del número de elementos depende del tamaño de la estancia y de las temperaturas que queramos alcanzar en ellas. No entro en este asunto porque tendría que documentarme y, sinceramente, no le veo mucho sentido en base al objetivo de esta entrada: dar a conocer lo que sé hasta el momento sobre este tipo de dispositivo tecnológico y antiguo. Todo radiador consta de una llave de control de caudal , o grifo, una entrada de agua , una salida de agua, y una válvula de seguridad.

16 de febrero de 2019

Al Respecto de las Combustiones Históricas 3.1


La antracita, para esta caldera en cuestión, es el combustible ideal. Pero dada la circunstancia de que genera mucha ceniza, en comparación con el coke, pues tiene más tarea de limpieza en caliente. Es decir, con cierta frecuencia hay que ir retirando la ceniza con la caldera funcionando para poder seguir añadiendo combustible y evitar que solo haya ceniza y , en consecuencia, la caldera se apague. La parrilla de extracción no se inmuta, no cambia su color y aguanta como una campeona.
La limpieza de ceniza se hace un un útil que algunos llaman rascador y a mi me han enseñando que su nombre es cuchilla: -Mete la cuchilla para sacar la ceniza. ¡Anda!
Y la ceniza va cayendo a una bandeja inferior, o recolectora de cenizas, desde la base de la zona de combustible ,o depósito de combustión, ,que tiene unas rajas , o ranuras inferiores de ceniza, que dejan pasar las cenizas pero no el carbón. Para que la ceniza caiga es necesario un proceso de manipulación , o rascado, que no sucede de forma espontanea. En este sentido con la antracita hay que rascar más ,y con el coke uno puede pasar más del asunto , aunque también es una tarea puntualmente necesaria.


El manómetro nos indica la presión dentro del circuito de agua caliente que va a los radiadores. Cuando hay presión la caldera suele estar calentita. Tras mis observaciones suele haber presión significativa cuando la temperatura ronda los sesenta grados. Cuando no hay presión la temperatura ronda los cuarenta grados, o menos. Estos dos indicadores tienen su importancia en los momentos en que quiero caldear la caldera con más combustible y con más tiro de entrada ,cuando la puerta inferior está cerrada, o con más entrada de aire por la puerta inferior cuando la puerta inferior la mantengo ligeramente abierta. El caldeo de caldera es una forma de expresar que quiero darle caña a la caldera para subir la temperaturas de los radiadores y, por ende, la de la casa en poco tiempo. Cuando no se observa esta relación directa , o directamente proporcional, entre la temperatura y la presión del agua del circuito, suele deberse a que el circuito ha perdido algo de agua y hay que reponer. La reposición de agua más recomendable es con la temperatura de la caldera lo más baja posible, antes que al contrario. Reponemos abriendo el grifo de entrada de agua al circuito y esperanto a que rebose el aliviadero, o drenaje a agua sobrante del circuito, que en el caso de la instalación con la que trabajo está en el tejado de la casa.

Al Respecto de las Combustiones Históricas 3.0

En noviembre del año pasado subí varias entradas sobre la tecnología de las hogueras y las chimeneas y hoy me atrevo, para lo bueno y para lo malo, con la caldera de carbón centralizada con que estoy trabajando desde hace meses. No es que sea un asunto complejo su manejo, ni que yo sea un erudito en la materia, pero hay varios factores que quiero compartir.

Deseo escribir sobre como regularla y gestionarla con cierta eficacia, y con los menores miedos e incertidumbres.

Lo primero es conocer el combustible idóneo para la caldera que no tiene porqué ser el más económico. En la caldera en cuestión, Baxiroca P30, puede usarse , en base a mi experiencia, coke y antracita. Supongo que también podría usarse lignito pero , sinceramente, no puedo escribir sobre esa posibilidad.

Antes de seguir, identificar lo elementos más significativos de este tipo de caldera: mueble, manómetro, termómetro, circuito de agua caliente, radiadores con sus llaves de control de caudal, entrada de agua, salida de agua, bomba de distribución del agua caliente -con tres caudales distintos-, aliviadero, puerta superior, puerta inferior, parrilla de extracción, ranuras inferiores de ceniza, bandeja de ceniza, depósito de combustión (también entendible como caldera en sí , aunque para mí la caldera es todo el artefacto tecnológico), entrada de aire inferior -situado en la puerta inferior ,o tiro de entrada- , salida de gases, y regulador de sección del tubo de salida de gases o tiro de salida.

El coke es más barato que la antracita , y también tiene más poder calorífico, pero lleva al rojo partes de la caldera como la parrilla de extracción, con forma de rejilla. Ese es el lugar por donde se limpia la caldera cada cierto tiempo y por donde puede visualizarse como va la combustión en la parte más inferior del contenedor del carbón ardiente, o depósito de combustión. Dado que el coke lleva al rojo vivo a esta pieza, pues se deforma y, finalmente, se rompe ,y hay que sustituirla por una nueva. Al final, supone más gastos de mantenimiento. Además , cuando hay mucho combustible, el coke puede recalentar la caldera con más facilidad que la antracita. También es verdad que genera muy poca ceniza, aunque lleva azufre y eso hace más desagradable la limpieza de la caldera cuando llega el momento. A fin de cuentas tiene sus ventajas, y sus inconvenientes.

14 de febrero de 2019

Pistis Sophia 39: Una opción ante el Temor


Capítulo 28

Los poderes adoran la vestimenta de luz

Jesús continuó de nuevo su discurso y dijo a sus discípulos: “Escuchad lo relativo a las cosas que me ocurrieron entre los regidores de los doce aeones y de todos sus regidores y todos sus señores y sus autoridades y de sus ángeles y sus arcángeles. Cuando vieron la vestimenta de luz que yo traía, ellos y sus impares, vieron cada uno de ellos el misterio de sus nombres que estaba en la vestimenta de luz que me rodeaba. Cayeron todos juntos, adoraron la vestimenta de luz que me cubría y lloraron diciendo: ¿Cómo es que el Señor del Universo ha pasado por entre nosotros, sin nosotros saberlo? Y todos juntos cantaron alabanzas a los interiores de los interiores . Y todos sus triples poderes y sus antepasados y sus no generados y sus autogenerados y sus generados y sus dioses y sus chispas de luz y sus portadores de luz-en una palabra, todos sus grandes- vieron a los tiranos de su región que su poder disminuía en ellos y se volvieron débiles y cayeron en grande, inmensurable temor. Contemplaron el misterio de sus nombres en mi vestimenta , y se propusieron venir a adorar el misterio de sus nombres que estaban en mi vestimenta , pero no pudieron debido a la gran luz que me rodeaba; pero adoraron un poco lejos de mí, y adoraron la luz de mi vestimenta y lloraron juntos , cantando alabanzas a los interiores de los interiores ”

En esta nueva vuelta de tuerca llama mi atención, por circunstancias personales, la idea del temor y se hermano el miedo. Dicho miedo, o temor, no es más que el equivalente al borde de un precipicio cuando se pierde algo, o cuando se teme una pérdida tras un conflicto de intereses. En el caso de este texto los implicados , los tiranos, deciden alabar la luz de la vestimenta del cristo y cantar alabanzas a los interiores de los interiores... Pero podría haber ocurrido una actitud diferente, una actitud más tóxica para todos. El enfrentamiento.

Como, además, habla de los tiranos de los interiores de los interiores, parece hacer referencia a los egos que, según he entendido desde el principio de Pistis Sophia, existen en cada humano. En este terreno, claramente esotérico, no pedo decir nada. Pero sí existe el principio de equivalencia entre el universo exterior , o mejor multiverso, y los universos interiores de los homínidos, sí puedo expresar que los tiranos al actuar por temor, y no enfrentarse a la luz de la vestimenta del resucitado, están ganando tiempo ante la imposibilidad de luchar contra la luz con opciones de victoria. Han perdido, y deciden someterse dada su inferioridad tecnológica. Esperarán a ver que va pasando en el espacio-tiempo para retomar su posición perdida.

11 de febrero de 2019

Quijotes


En la entrada inmediata anterior escribo sobre Sanchos, ahora le toca el turno a los Quijotes. Vaya apuro. Escribir sobre Quijotes es casi sinónimo de escribir sobre locura y, porqué no, sobre locos. Comienzo a pensar en los Quijotes que conozco, y siento que unos pocos intentan mantener el equilibrio, pero gran parte de ellos han perdido el norte,el sur, el este , y el oeste. Es una pena. Ser Quijote ha sido difícil en el pasado y ahora, también. Presumiblemente toda esta justificación se deba a que no soy Quijote ni lo fui nunca, aunque me haya visto de aquesta manera. También puede que todo esto se deba a que soy Sancho y me siento culpable de no ser otra cosa, otro tipo de persona. Cuando fui voluntario quizás fuese Quijote, pero a fecha de hoy no lo tengo tan claro.

El sistema donde vivo, y quien sabe si el universo, empuja hacia actitudes conservadoras que nada tienen que ver con las opciones políticas. Ser Sancho es lo frecuente y lo poco criticable. Moverse por ideales en el camino de la vida es tachado de estupidez y de locura, sin ser uno necesariamente un loco. Es la diferencia entre acomodarse, o luchar por la justicia sin desorientarse.

También reconozco que muchos Quijotes aparentes son solo eso, apariencia. Utilizan el ideal para el propio beneficio, y cuando consiguen sus objetivos , sobre todo cierto poder, se ve lo que siempre han sido. Se ve que son tan bichos como otros.

Reconozco que a fecha de hoy he tratado Quijotes exteriores e interiores. Los que luchan contra los monstruos exteriores , y los que pelean contra los monstruos interiores que llaman egos o demonios. Y , sinceramente, todo esto no deja de ser tremendamente doloroso. En mi caso, de animal declarado, busco un punto intermedio de análisis desde donde vislumbrar lo que hay detrás de las sombras de la existencia y, desde ahí, intento contemplar el sentido de las cosas y sus emociones.

Entre los Quijotes que conozco, donde entran hombres y mujeres, evidentemente, muchos se esfuerzan en cambiar las cosas exteriores, y otros luchan por mejorar su mundo interior para ser mejores personas y así mejorar la sociedad desde dentro hacia fuera. Bravo.

Suerte a todos los idealistas y soñadores. Vosotros sois los que iniciáis el futuro.


10 de febrero de 2019

Sanchos


Hay un pueblo lleno de Sanchos ,pues los Quijotes marcharon hace tiempo, donde existe un facebook de los muertos. Este libro , que en ingles sería deadbook y en esperanto libro mortinta, puede ser desde un tablón de anuncios hasta una pared cualquiera. Y suele estar situado en un lugar público como una escuela, un bar , o un supermercado. Su diseño es bien sencillo, y no siempre incluye una foto reciente del muerto. Suele indicar, bajo una cruz cristiana cuya vertical hace de margen izquierdo: nombre, día del fallecimiento, edad en el momento de la muerte, nombres de los familiares más próximos, fecha de la misa por su alma o equivalente para los que no deseaban ceremonia, y fecha del entierro o crematorio.

Cuando hay una publicación en algún tablón, o en todos los tablones, muchos vecinos acuden, se acercan, se aproximan. Desde sillas de ruedas, andadores, coches, furgonetas, y zapatos varios, se aproximan con sus dueños a informarse. Bien saben los Sanchos que si es menester que el muerto sea un conocido hay que acercarse a dar el pésame si o sí, salvo que quieras ser desterrado de la casa afectada. La familia ofendida, si se percata de tu ausencia en el entierro, puede hacerte la cruz, y nunca mejor dicho, hasta tu propia muerte. La familia afectada, presumible-mente, no te saludará en ofensa y desidia, aunque desde hace años no hubiese compartido ni un minuto o segundo contigo. La tierra de Sanchos es así. Es un tierra cruel.

Bien podrían celebrarse nacimientos y publicarlos de igual manera, pero no existe el equivalente a las funerarias cuando hay nacimientos. Lo que si es bueno, en tierras de Sanchos y más allá de sus fronteras, es celebrar lo años conforme van llegando. Esos eventos, concretamente, no dejan de ser muy interesantes. Celebremos muchos años juntos, amigos Sanchos, pues Quijotes conozco pocos.

30 de enero de 2019

Siembra local de cielos 2/2

Al expresar siembra variada quiero decir que se produce a distintos niveles de escala de siembra: avionetas (local), y aviones cisterna de envergadura (general) -donde entra la hipótesis de los querosenos con aditivos que serían , presumiblemente, más baratos para las compañías aéreas convencionales que así reducirían sus costes. Usando dichos querosenos “enriquecidos” serían más competitivas y podrían mejorar sus cifras dentro de ciertas rutas aéreas establecidas.-

Como ejemplo de todas estas frases y proposiciones, hoy solo quiero centrarme en la escala local y, concretamente, en las siembras frecuentes sobre el pueblo de Tomelloso (Ciudad Real). Subo varias fotos malísimas, dado que el móvil no tiene zoom óptico ,si no digital, y ello supone una pérdida evidente de resolución. En próximas entradas intentaré subir fotos mejores dado que el hecho de la siembra es bastante frecuente.



La avioneta de marras hace espirales desde una cota baja hasta una alta, y desde mi visión fija, situada al norte de su trayectoria helicoidal, se ve toda la estela que va dejando en su recorrido en forma de tuerca ascendente. En un momento determinado , que siempre es el de la cota más alta, o altitud, la estela desaparece y deja de verse la avioneta.
¿Se ha esfumado hacia otra dimensión? Pues no. Simplemente ha terminado la siembra y va, si hay encargos, por más producto. Es algo tremendamente razonable , e incluso lógico, y dada la abundancia de viñedos y otros cultivos tiene cierta lógica para :
-Minimizar riesgos atmosféricos, como el granizo.
-Evitar lluvia en momentos innecesarios o inadecuados, como la lluvia cuando hay recolección de fruta .
-Fomentar la lluvia cuando el terreno está demasiado seco, o mejorar los acuíferos locales y, sobre todo, subterráneos que, en muchas ocasiones, están sobreexplotados.
-Etcétera.
Por supuesto ignoro un montón de variables, pero hay tecnología de siembra desde hace décadas. ¿Por qué van a abandonarse estas técnicas hoy, si conllevan éxitos relativos? ¿Quién tiene las cifras? Yo, evidentemente, no. Por desgracia ,o por gracia, mi experiencia laboral es dilatada y muy variada. En todas las ocasiones laborales me he cruzado con grandes compañeros y, también, con psicópatas y ladrones.
La condición humana que conozco tiene grandes cosas, como el rescate de Julen y los medios que se han puesto en marcha, aunque solo se hayan encontrado con su cadáver :( , y grandes miserias como el hambre , el hurto a distintos niveles, y las guerras.